Lo que cambió en la Roja


Chile causó impacto en el último Mundial celebrado, el primero afincado en África. El ritmo de su fútbol, la intensidad de sus jugadores y la verticalidad que imprimía a la pelota superaba con claridad a toda la competencia; cualidades que le permitieron incluso cambiarle la velocidad a España pese a que Xavi y su exquisita compañía atravesaban su plenitud física por entonces. Aprovechando la tendencia al fallo de La Roja (la original), la Brasil de Dunga la echó fuera del torneo contundentemente, pero no de la memoria colectiva. El Loco Bielsa había vuelto a calar en el hincha con una de sus obras.

En 2010 no había nadie con pausaEs posible que a aquel combinado le faltase un Pizarro. Quien pasaba por ser uno de los jugadores más reputados del país si no el que más se había ausentado de la Selección durante la clasificación y se consideró, se dice que se mutuo acuerdo, que el Mundial debía ser jugado por quienes la habían logrado, lo cual dejó al equipo sin su centrocampista más cerebral. Rodrigo Millar tuvo algún momento pausado en alguna de sus participaciones, pero en general Bielsa ni siquiera aspiró en serio a pulir ese déficit de control. Radicalizó la apuesta, lo verticalizó todo al máximo y pasó lo que pasó. Nos excitaron… entre error y error.

Marcelo Díaz, mediocentro, ha cambiado toda la salida de balón.

La identidad chilena ha permanecido intacta con Jorge Sampaoli a los mandos. Quien no tenga tiempo para revisar sus últimos partidos -casi todos ellos recomendables-, puede pararse a mirar cualquier resumen y le bastará para comprobar la inmensa energía que desprende su juego. Parece que el vídeo va a 2x. Pero eso ya solo ocurre en el campo contrario, que es donde debe ocurrir, porque la velocidad resta precisión y los fallos, cuantos más lejos del arco propio, mejor. En su mitad de terreno, esta Chile ha ganado prudencia con respecto a 2010. Tranquiliza y selecciona mejor su salida, la mastica más, lo cual le permite construir una estructura táctica más fiable para el momento de la nueva pérdida. No da el pase hacia delante (sinónimo de pistoletazo de salida) hasta que está bien armado posicionalmente. Y este cambio a mejor tiene nombre y apellido: Marcelo Díaz. Hablaremos sobre él.


18 comentarios

  • @IArchondo 30 mayo, 2014

    ¡Jugadorazo!

    Llevo toda la semana viendo partidos de La Roja y he quedado fascinado con Marcelo Díaz. Su rango de pase, su posicionamiento… No sé cómo no lo noté cuando vi los partidos en vivo.

    Chile me parece un señor equipo. Soy muy fan de Sampaoli desde su época en la U de Chile. Lástima que, una vez más, hayan tenido tan mala suerte en el sorteo. Podrían haber llegado muy lejos. Ese Vargas-Valdivia-Alexis me encanta.

    Respond
  • @j_diazg 30 mayo, 2014

    Nunca me había animado a escribir acá, aunque los leo hace varios meses, pero creo que Marcelo Díaz lo amerita.

    Marcelo es formado y criado en mi club, la Universidad de Chile. Lo vi debutar allá por 2005. Y desde su debut hasta el 2010, Marcelo era un jugador más. No siendo su posición original, en sus primeros años en el equipo adulto de la U, jugaba como lateral derecho. Y cumplía. Pero no destacaba. No tiene ni la potencia ni la velocidad para jugar pegado a la línea. Sí mostraba buena pegada, asociación y mucho criterio. Desde su debut hasta el 2010, Díaz jugó alrededor de 100 partidos alternando titularidad. Nunca fue un fijo, aunque jugó bastante. Ese año llegó Gerardo Pelusso quien lo hizo jugar tan poco en el primer semestre que Marcelo fue enviado a préstamo. La Serena sería su destino y el inicio de su nueva vida. Ahí jugó de mediocampista ofensivo. Hizo varios goles y fue el cerebro de ese equipo. Aquel equipo era dirigido por Victor Hugo Castañeda, símbolo de la U de los 90' y técnico de las inferiores azules y del primer equipo, quien sabía que Marcelo podía dar mucho en otra posición.

    El 2011 Sampaoli asumía en la U y Díaz estaba entre quedarse a pelear un puesto en el medio -sabiendo que era muy complicado jugar- o seguir en La Serena donde sería un jugador fundamental para Victor Hugo. Él quería jugar. Y en La Serena tenía un lugar asegurado. Estuvo a punto de irse, pero Sampaoli le pidió que por favor se quedará, que le daría lugar. Marcelo, indeciso, aceptó el desafío. Quería demostrar en un club grande, SU club, lo que valía. El primer semestre de Sampaoli en la U fue con un marcado 4-3-3 y en el medio habían tres titulares indiscutidos. Seymour en la destrucción. Charles Aránguiz como mixto. Y Marino más creativo. Sin embargo, Marcelo Díaz era el primer recambio prácticamente de los tres. Empezaba por fin a jugar en medio terreno en la U.

    El segundo semestre fue mágico. Y Marcelo sería, por fin, un protagonista principal. Seymour se iba a Italia. Marino era consumido por varias lesiones y llegaba Osvaldo González atrás. Con él en el equipo, el 11 saldría de memoria. con tres atrás. Marco González, Osvaldo González y Pepe Rojas. 4 al medio, Díaz, Aránguiz, Rodríguez (derecha) y Mena (izquierda) y 3 arriba. Castro, Canales y Edu Vargas. El mítico campeón Sudamericano y el recuerdo eterno. Díaz, ese semestre y el siguiente, fue Xavi. Fue Pirlo. Fue el tipo que organizaba todas las salidas del equipo. El tipo que ponía la pausa. El que pateaba tiros libres, hacía respirar a todo el equipo, cambios de frente notables… Incluso, más que nada por su ubicación y buen posicionamiento anticipaba y quitaba muchas pelotas. El complemento con Aránguiz fue impresionante.

    Suiza y la selección fue el paso lógico. Había jugado un par de partidos con Borghi, pero cuando asumió Sampaoli, Díaz pasó a ser su jugador insustituible. Vidal es el mejor. Gary es el perro de presa. Alexis es el desequilibrio, pero Díaz es su organizador, y tal como plantea correctamente el texto, el tipo que hace que todo el dibujo tenga sentido. Es la pausa. Es la diferencia con Bielsa. Y no tiene reemplazante. Pizarro podía ser, pero por diversas razones no lo fue. Deseo, de todo corazón que Marcelo haga un tremendo mundial y por consiguiente llegue a una liga importante. No tengo dudas que en España la rompería.

    Respond
  • LR. 30 mayo, 2014

    Es muy bueno. Sabe jugar y suma a balón parado, muchisimo. Muy interesante lo que cuenta j_diaz.

    Ex lateral, como Lahm. Me lo imagino en la banda, aburrido de elegir entre el mismo puñado de opciones de pase, cansado de construir los mismos polígonos todos los días. Supongo que se aprendió de memoria la línea de cal, y aprendió a dibujarla y girarla por todo el campo.

    Sampaoli le ha comparado on the record con Xavi Hernández.

    Respond
  • @migquintana 30 mayo, 2014

    Jorge Sampaoli es el más bielsista de los técnicos bielsistas, ¿no?

    @IArchondo

    Han tenido mala suerte en el sorteo… pero yo no veo a Holanda muy por delante de Chile, la verdad. Al menos sobre el papel. Más mala suerte tuvo en 2010, donde se cruzó con, seguramente, la selección que no podía ganar. Todo esto entre comillas, porque luego esa Brasil se pegó uno de los tiros en el pie más dramáticos de los mundiales. Pero, vamos, Dunga era una utopía para Chile.

    @j_diazg

    ¡Pues anímate más durante el Mundial que todo lo que comentas es interesantísimo! Yo no conozco al futbolista, pero por lo que decís sí que tiene pinta de que en la Liga BBVA podría hacer un muy buen papel en muchos equipos. ¿Físicamente cómo es? ¿Tiene ritmo o es pachorrón?

    @LR.

    Lo de los laterales que pasan a jugar de mediocentros me parece una de los cambios posicionales más curiosos que se pueden dar. A centrales o extremos encaja, pero de estar reducido a una parcelita con labores muy concretas, como dices, a tener que hacer todo… madre mía.

    Respond
  • LR. 30 mayo, 2014

    @migquintana

    Me encanta Sampaoli. Hace poco confesó que estuvo a punto de fichar con el Villarreal en 2011. Hubiera sido maravilloso. Pero está destinado a aterrizar en Europa con un club parecido. De hecho, hace tiempo que estudia inglés e italiano para, si se da la oportunidad, poder entrenar en la Premier y la Serie A.

    Me encanta Sampaoli.

    Respond
  • Alemán 30 mayo, 2014

    Recuerdo un Colombia-Chile de eliminatorias para Brasil, en el que el mediocentro fue Carmona, con Vidal y Valdívia como interiores.

    El primer tiempo fue un recital de Chile, salida de balón limpia, y en numerosas ocasiones centrada, generando superioridades en medio campo con Vidal y Valdívia moviéndose a sus anchas, pero sobre todo brillaron Vargas y Alexis que hacía muchísimo daño a las espaldas de Yepes-Armero, aunque el partido era de ida y vuelta constante.

    Sin embargo en el segundo periodo Pekerman igualó en medio campo y ahí si sufrieron los chilenos, especialmente a las espaldas del mediocentro y con un jugador como Macneli Torres presionando su salida. Si Díaz es capaz de superar y de juntar a los suyos y que no se separen en los momentos en los que el partido se rompe y dar esa calma, creo que Chile habrá ganado mucho.

    Respond
  • RDGarca 30 mayo, 2014

    A mí me encanta Chile. Es increíble la energía con la que juegan. Aunque Marcelo es buen jugador, creo que la mejoría también se debe a la mejoría general de los jugadores. Vidal y Alexis son mejores ahora que en 2010.

    Yo no los daría por eliminados. Ya en el amistoso que jugaron contra España demostraron que pueden darles pelea, ¿se imaginan en el calor brasileño? Yo los veo favoritos sobre Holanda (he visto más partidos de Chile que de Holanda así que no se si mi visión es parcializada :p )

    Respond
  • collarte 30 mayo, 2014

    Sobre Chile tengo solo una duda. A dia de hoy la sensacion que dan es de ser favoritos para pasar junto con España a octavos pero, ¿daran la sorpresa total? ¿Seran capaces de pasar como primeros de grupo? Me pareceria mas sorpresa que cayesen ellos eliminados a que cayese Holanda

    Respond
  • @migquintana 30 mayo, 2014

    @collarte & @RDGarca

    Es posible. Dentro de lo que cabe, su calendario es el mejor posible porque comienza jugando ante Australia y termina jugando contra Holanda, con la posibilidad de que les valga el empate por el tema de la diferencia de goles. En cuanto a lo de la primera plaza… eso ya es mucho suponer. Lo que está claro es que es uno de los ''terceros'' más complicados de la fase de grupos. Tanto que, como tú, somos unos cuantos que creemos les vemos con tantas posibilidades como tiene una subcampeona del mundo.

    Respond
  • Jesús 30 mayo, 2014

    Me llama bastante la atención el tema de la "aclimatación". ¿Es realmente el clima de Brasil mucho más parecido al de chile (que ya tiene que ser variado de narices) que, por ejemplo al de Sevilla?

    Respond
  • Pablo 31 mayo, 2014

    Chile gana el primer partido y empata los otros dos.

    Respond
  • Roberticus 31 mayo, 2014

    @ Quintana

    En La Liga española, Marcelo Díaz seguro que tendría cabida. Pero más todavía en el calcio donde suelen construir sistemas enteros que giran alrededor de un regista. Vamos, tu imagínate a un Montella, a un Conte … adorarían contar con él en la base. Bueno, lo de Juve tal vez no, porque relevar/sustituir a Pirlo – y en una camisa que pesa toneladas – son palabras mayores. Pero en un Fiorentina, un Roma …

    De hecho, el Milan tan huérfano de calidad como está, agradecería a una reedición 'pirlesca'.

    Respond
  • Kokonut 31 mayo, 2014

    La carrera de Marcelo Diaz despegó tarde. Nunca fue lateral y jugó ahí porque a un DT se le ocurrió que podía servir. Jamás destacó, sino al contrario: fue un lateral mediocre incluso para una liga de segundo orden como la chilena. Tuvo que salir de U de Chile e irse a un equipo menor para recuperar la alegría de jugar.

    Luego llegó Sampaoli a U de Chile y su carrera tuvo un punto de quiebre como mediocampista. Pero nunca fue un Lahm ni nada parecido. Un saludo.

    Respond
  • @francisjsm 31 mayo, 2014

    Yo hace tiempo dije que Chile sería primero, y lo sigo pensando a pesar de la falta de gol, el segundo puesto se lo adjudicaba a Holanda.
    A dí de hoy, no veo a Holand como segundo y eso que España transmite, al menos a mi, muchas dudas. Holanda esta perdiendo jugadores, otros no están bien físicamente y otros son muy jóvenes

    Respond
  • @migquintana 31 mayo, 2014

    @Jesús

    Más allá de la diferencia de temperatura, yo creo que lo importante es conocer las condiciones y haber competido en ellas. Los jugadores sudamericanos han disputado competiciones internacionales, jugado eliminatorias, amistosos… y saben perfectamente a que condiciones y circunstancias se exponen. Aún así supongo que el tema del césped se ''normalizará'' al estilo UEFA, pero el calor y humedad… ojo.

    Respond
  • Manu 31 mayo, 2014

    El grupo B está muy, muy interesante. Chile irradia una confianza impropia (que no triunfalismo) de una selección que se la juega con los dos finalistas del último Mundial. Es muy curioso, y a la vez, sensacional. Creo que sus posibilidades de pasar son altísimas. Lástima que el cruce esté prácticamente destinado a ser fatídico.

    @migquintana

    Pero ojo, que Chile no tiene un clima muy parecido al brasileño. Por ahí quizás lo sufren menos que españoles y holandeses, por la costumbre de ir a competir de forma recurrente a países con clima parecido (Colombia, Venezuela), y porque algunos seleccionados juegan allá, pero tampoco es que saquen una ventaja abismal en eso.

    Respond
  • kokonut 1 junio, 2014

    Chile ayer le ganó a Egipto pero dejó dudas defensivas. La línea de tres se compone de un mediocampista (Medel) y dos jugadores (Miiko Albornoz y Gonzalo Jara) cuyo rendimiento óptimo es cuando juegan como laterales.

    Luego, Díaz defensivamente aportó muy poco, Aranguiz subió hasta la posición de 9 falso/enganche que no es la suya y Gutierrez prácticamente no apareció. Frente a un equipo rápido como los africanos, el medio campo pasó un muy mal rato en los primeros 25 minutos.

    Luego, Beausejour por izquierda no es la primera opción y por derecha Isla está sin continuidad y lejos de su mejor nivel en Udinese.

    El partido de ayer se ganó simplemente gracias a la inspiración de Alexis Sánchez -crack de nivel mundial- y Eduardo Vargas -hizo su jugada favorita dos veces y embocó ambas-. La cuestión es que Australia debió haber tomado nota de las falencias de Chile, mientras que Holanda y España son asuntos de otro calibre.

    Honestamente, no veo a Chile pasando a segunda fase. Con un Vidal llegando justito, con un Valdivia que físicamente no ha estado nunca para jugar 90 minutos no le va a ser suficiente.

    Respond
  • @DavidLeonRon 2 junio, 2014

    @kokonut

    "Honestamente, no veo a Chile pasando a segunda fase. Con un Vidal llegando justito, con un Valdivia que físicamente no ha estado nunca para jugar 90 minutos no le va a ser suficiente"

    Veremos. Si algo tengo claro es que a Chile le viene genial empezar con Australia. Necesita arrancar con 3 puntos y ganar tiempo para Arturo Vidal. Que ojo, luego nada es fácil y debutar en una Copa del Mundo es muy duro, sea contra quien sea, pero Chile va sumando experiencia y si te la tienes que jugar contra ellos teniendo 2 o 3 puntos menos no es nada, nada agradable.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.