La noche del retorno eterno


Como la pelota a Valderrama, esa noche de hace veinte años siempre regresa. Lo hace como un gigante que atraviesa el bosque o un coloso que penetra defensas. Sonora, como los aplausos de un publico herido en el ego, retorna en una explosión de recuerdos a los que no les llega el amanecer. La noche más larga, tentadora y vagabunda, no permite que se evapore jamás el eco del silencio profundo de ese monumental profanado. Cada gol es un latido y una respiración interrumpida por el estupor. Como en cámara lenta, los rostros se deforman: los de los que pierden se inundan de amargura irrompible y los de los que ganan de felicidad incontenible y trascendente, de esa que no conoce del tiempo porque aparece en la memoria intacta, como un frasco de perfume que nunca se ha abierto.

La goleada en Argentina fue un día histórico para ambos países.

El 5-0 fue demoledor. Una proeza de héroes hercúleos, casi un mito, y cuya sombra se alarga sin languidecer. No fue un derroche de fútbol dominante, de superioridad avasalladora, como sí lo fueNunca hubo un día más grande para Colombia el 2-1 de Barranquilla, pero ese día algo místico ocurrió. No importó que Batistuta amenazara a un Córdoba inexperto y titular de rebote, ni tampoco pareció importar que dios estuviera del lado albiceleste. La danza tricolor agarró la pelota y se la pasó con la pasión y la enjundia de un toro calle abajo en un encierro en Pamplona. Una colección de paredes, pisadas, amagues, gambetas y goles para el disfrute del fútbol como expresión estética. Nunca hubo día más grande para unos, ni derrota más vergonzosa para otros.

Esos once hijos de Orfeo y Artemis elevaron su alma de luciérnaga a la condición de ídolos que no perecen. Noctámbulos, la noche del retorno eterno nos persigue y siempre nos encuentra. Las derrotas que le prosiguieron sólo la han hecho más latente, alongando sus horas en un reloj que ya casi no avanza, dormido en un letargo intenso. Sólo el rugido del tigre ha logrado levantar los párpados del soñoliento tirano del tiempo y hoy la madrugada se siente cerca.

Si Colombia gana esta tarde ante Ecuador, el pase al mundial será una realidad casi consumada. Dieciséis años después del último suspiro mundialista de la generación del maestro de rizos dorados, la ilusión por Brasil 2014 ha devuelto la vida a una selección que vivió dos décadas atrapada en la felicidad de una victoria histórica. El alba se asoma, nuevos ídolos han aparecido.


29 comentarios

  • Absynthez 6 septiembre, 2013

    Dolorosisima derrota para nosotros. Un baño de humildad

    Mañana me alegrare muchisimo si clasifican, por los jugadores que tienen y por Jose Pekerman, quien nunca se debio ir de la seleccion argentina.

    Respond
  • @DavidLeonRon 6 septiembre, 2013

    Maradona aplaudiendo desde la grada el 0-5 aquel día http://www.youtube.com/watch?v=1cDv-NU6DqI

    Muchos dicen que esta derrota fue clave para que Argentina se agarrara a su vuelta contra Australia y en USA94.

    Respond
  • Wembley_86 6 septiembre, 2013

    En mi memoria, siempre tuve a Faustino Asprilla como uno de los cracks mundiales de la época, y no sólo como una figura de aquella selección. Fijaros en su carrera del 5:50, o en cómo la pica para el 0-4. Impacta un poco.

    Respond
  • calaboca 6 septiembre, 2013

    Destacó alguién más además de Asprilla en ligas europeas de aquella generación?

    Parece que nos son todos familiares y es que ver los rizos dorados trotando a "camara lenta" dirigiendo aquel ejercito de balas era demasiado exótico, demasiado espectacular. Verlos cada cuatro años fue suficiente para no olvidarlos nunca.

    Respond
  • Manudo 6 septiembre, 2013

    @calaboca

    Para mi los más destacados de esa generación en Europa fueron los dos porteros Córdoba y Mondragón.

    Harold Lozano tambien estuvo muchísimo años en el fútbol europeo (Valladolid y Mallorca) pero quizás le faltó el escaparate de jugar en competición europea, aún así tras Perea es el colombiano con más partidos en la Primera División.

    Rincón y Valencia directamente bajo mi punto de vista se la pegaron.

    En otro orden de cosas, al leer este artículo me ha venido a la mente el documental "Los dos Escobar" con la que te haces una idea de lo que fue esa selección colombiana y los turbulentos finales de los 80 y principios de los 90 en el país cafetero.

    Respond
  • javimgol 6 septiembre, 2013

    Cómo mola la actual Colombia. Un equipo que junta a Falcao, Jackson, James, Quintero que ya empezará a jugar algún rato, incluso Zúñiga y Armero son buenos laterales…el problema es el centro del campo y de la defensa.

    Respond
  • Abel Rojas 6 septiembre, 2013

    @ Absynthez

    Sabella está haciendo un gran aunque a veces ingrato trabajo, pero hay que reconocer que Pekerman recoge mejor el estilo y el sentir del antiguo fútbol argentino. Es una pieza que habrá que recuperar tarde o temprano.

    @ Wembley, Calaboca

    Si Asprilla no hubiese jugado contra el Barcelona tendríamos el mismo recuerdo de él como futbolista en España? Siempre he pensado que la figura de Asprilla como crack nosotros la tenemos desde aquellos partidos contra el Barça. Vamos, desde éste: http://www.youtube.com/watch?v=66XfboNp828

    Respond
  • Abel Rojas 6 septiembre, 2013

    La verdad es que el partido que se marca Asprilla es una cosa de locos. Y nos permite recordar un poco lo que era aquel equipo de Van Gaal, quizás su obra más incompleta aunque fuese un equipazo que a mí personalmente me encantaba. Atrás concedía demasiado:

    Respond
  • Manudo 6 septiembre, 2013

    Y es inevitable al menos para mi, cuando hablamos de esta generación colombiana de Usa 94, no recordar tambien a la mítica Bolivia de Azkargorta con Erwin Sanchez , "El Diablo" Etcheverry y Peña, otro clásico de la Liga Española.

    Respond
  • @cordobeh 6 septiembre, 2013

    Y eso que Asprilla jugó con fiebre el partido.

    También fue el que acabó con la racha de invictos del Milan http://www.youtube.com/watch?v=6RkHWnrJcX8

    Luego juntaron el Asprilla – Zola. Las cosas del Calcio de los 90 (recordé el articulo de Vilariño de hace pocos días) . Muy meritoria la capacidad de sudamérica de producir delanteros de nivel.

    Respond
  • Abel Rojas 6 septiembre, 2013

    "El Diablo" Etcheverry ^^ Crack. El Mostovoi del otro lado del charco.

    Respond
  • calaboca 6 septiembre, 2013

    @Abel

    Pues yo casi ni lo recordaba con la camiseta del Newcastle. A mi me viene a la mente de Amarillo junto a Zola y Brolin…

    Respond
  • @DavidLeonRon 6 septiembre, 2013

    Los inicios del Barça de Van Gaal fueron lentísimos. De hecho sufrió lo suyo para eliminar al Skonto Riga en la previa de la Champions y cayó en este grupo que no era para tanto (Newcastle, Dinamo de Kiev, PSV).

    Por cierto, la anédcota de ese partido fue que el scouting del Barça señaló como "mal centrador" a Gillespie, que se salió cosa mala a base de centros ^^ A Sergi lo volvió loco. Entre este partido y el de Kanchelskis, a Sergi no le debía gustar Inglaterra:p

    Respond
  • pablo 6 septiembre, 2013

    Ufff… estuve en la cancha. Fue… fue inentendible e inexplicable. Un pesadilla futbolística.

    Me quedaron dos imágenes del partido: Borrelli perdiendo una pelota, creo que contra Asprilla, amagar a correrlo y darse vuelta con gesto de fastidio, como diciendo: "con estos tipos no se puede…"

    La otra, el avión que pasó a dos metros (casi literales) del estadio porque el piloto quiso mostrarles a la tripulación el estadio Monumental lleno.

    Tristemente inolvidable.

    Respond
  • Eduardo M 6 septiembre, 2013

    Para mi el mejor jugador de ésta generación, con diferencia, ha sido Freddy Rincon. En Europa no le ha ido especialmente bien, vamos principalmente en el Real Madrid, pero en Brasil fue impresionante. Recuerdo que en Italia90 jugaba de delantero, pero fue retrasando su posición, y cuando se acercaba a los 30, pasó a jugar de mediocentro, y ahí fue una bestia! Entre 98 y 2001, primero en el Corinthians y luego en el Santos, era brutal como él sólo dominaba todo el centro del campo, con una jerarquía y poderío físico incríbles. Una especie de Yaya ó Vieira, pero con incluso mejor llegada y tiro desde la frontal. Uno de los 2 o 3 mejores mediocentros que ya he visto jugar.

    Respond
  • Newell 6 septiembre, 2013

    Ojo, que Asprilla antes de sufrirlo el Barcelona vestido de urraca, dejó su tarjeta de presentación en el Calderón vistiendo el blanco de esa nueva potencia que asomaba por Europa de la mano de la Parmalat: el Parma de Nevio Scala. De esa temporada, tengo en la memoria dos apariciones de dos delanteros que no conocía de nada (otros tiempos, información más limitada) y me marcaron: Faustino destrozando al club colchonero y el napolitano Daniel "el Conejo" Fonseca haciendo lo propio con el Valencia de Guus Hiddink.

    Cuando me acuerdo de Asprilla, no sé por qué se me viene a la mente el nombre de Mario Balotelli.

    Respond
  • @Cerdido_ 6 septiembre, 2013

    @Abel Rojas

    "aquel equipo de Van Gaal, quizás su obra más incompleta"

    Yo opino igual, y tengo clarísimo que, aunque duela, uno de los principales motivos de que esto fuera así era Guardiola como 4. A estas alturas del fútbol creo que Pep era una rémora competitiva. Quizá no eso exactamente porque el chico era de los que competía siempre, pero si que restaba ya demasiado en esa posición.

    Respond
  • eixample 6 septiembre, 2013

    @Cerdido

    y es cierto que en aquella época vimos sus asistencias más maravillosas, pases rasos de 20 i 30 metros que sólo él podría trazar. Qué gran asosiación con Kulivert! Pero cómo sufría en defensa, ni cuerpo a cuerpo ni juego aéreo, ni tacling, ni anticipación , ni velocidad…Ahora nos parece contranatural verlo en esa posición teniendo a Cocu (que por aquel entonces era interior o media punta incluso) o teniendo meses antes a Blanc, Popescu…

    Respond
  • pouco_barulho 6 septiembre, 2013

    @eixample

    Cocu por ese entonces era la definicion del box-to-box.

    El centro del campo de Van Gaal era ultra ofensivo: El Pep de mediocentro y d einteriores Cocu y Luis Enrique, como para no conceder atrás, que ademas no iba muy bien de centrales (recordemos a Bogarde)

    Respond
  • Kundera 6 septiembre, 2013

    Sobre el 5-0 se ha escrito mucho. Aunque sea el partido por excelencia de esa generación, hay que recordar que Argentina en el primer tiempo se pudo haber puesto 2-0 arriba y no hubiera habido ni triunfo ni goleada. Colombia verdaderamente arrasa futbolísticamente con Argentina unas semanas antes, en Barranquilla. En Buenos Aires se dio que el equipo estuvo inspiradísimo de cara al gol, y que Argentina estaba crispada. Con cada gol Colombia fue a más y Argentina a menos. La voluntad futbolística de los de Maturana engarrotó muchas piernas ese día. Es como si en unos años va un país sin mucha tradición a nivel de selecciones y le gana 5-0 a España en su estadio jugando al tiki-taka.

    @ Faustino Asprilla

    Asprilla, por cierto, llegó a set TOP 6 en la votación del balón de Oro. Y yo no lo compararía en absoluto con Ballotelli, al menos en la cancha. Faustino era otro tipo de futbolista y cuando perdió velocidad muchas veces le vi jugando casi que de '10', y estuvo a punto de meternos en el Mundial de Córea y Japón. En 2001, con las rodillas destrozadas, rompió a la Paraguay de Ayala, Gamarra, Arce y Chilavert. Un súper crack.

    Ahora, el mejor de la generación era Valderrama. No hay dudas de ello. Asprilla era el más determinante, y el recuerdo de Rincón en Colombia es muy grato (Habría que añadir a Higuita, Escobar y Álvarez), pero el crack era Valderrama. Y hay que ver lo bien considerado que estaba. Los relatos ingleses flipaban en colores con él. El otro día me encontré un relato del Colombia – Argentina de la Copa América del 93' (Argentina elimina a Colombia por penalties en semis y luego gana) en el que decían esto:

    "Redondo, Redondo again… he doesn't have the skill of a Valderrama though".

    Brutal. Y exagerado al final, pero brutal.

    Respond
  • Kundera 6 septiembre, 2013

    Quería también compartir este vídeo del 2-1 en Barranquilla:
    http://www.youtube.com/watch?v=7CZZGgtgvRU

    Respond
  • Kundera 6 septiembre, 2013

    Sobre jugadores colombianos en Europa, para ese partido jugaba en el Bayern Munich el Tren Valencia, que esa temporada terminaría como goleador de la Bundesliga.

    Por otro lado, Asprilla y la actual camada a parte, el jugador es Iván Córdoba. Ídolo del Inter.

    Respond
  • @Ja_queca 6 septiembre, 2013

    Qué selección esta de Colombia. Brutal.

    La definición de Asprilla en el 4to gol, es una de esas que jamás se borrarán de la memoria.

    Aquí el partido completo en youtube, con las desquiciantes publicidades de la TV colombiana, para quienes lo quieran ver:
    http://www.youtube.com/watch?v=93BbKE8VCAg

    Respond
  • pouco_barulho 6 septiembre, 2013

    Que mala béstia era Freddy Rincon

    Respond
  • pouco_barulho 6 septiembre, 2013

    Recordar que la nueva colombia és basicamente made in FCPorto xD

    Respond
  • Manuel 6 septiembre, 2013

    Esa selección colombiana era una brutalidad. El Tren, el Tino, Rincón, y por supuesto, su majestad Valderrama. Lástima que no hayan plasmado el mismo fútbol en el Mundial. Pero seguramente en Brasil tendrán una pequeña revancha. Porque esta Colombia tiene mucho, muchísimo potencial y trecho para mejorar.

    Por cierto, que fue de Giovanni Moreno? Porque siempre que veía a Gio arrancar en zancada se me venía a la mente Asprilla. No es que fueran muy parecidos en la manera de jugar, pero esa zancada era propia de el Tino.

    Respond
  • pablo 6 septiembre, 2013

    No deja de ser curioso que se califique como "brutal" a esa selección colombiana cuando, al final, en las grandes competiciones hicieron sapo. Pensemos que Argentina, en el 94, llevó a: Cannigia, Balbo, Batistuta, Redondo, Simeone y Maradona.

    Sin ir más lejos, la actual selección colombiana me parece mucho más competitiva aunque con menos misticismo.

    Respond
  • Moisés 12 septiembre, 2013

    Pablo, tienes razón, será histórica y mísitca, pero era una selección buena nada más, la verdadera "Generación de Oro" es la de Falcao, Jackson y James Rodriguez, sin ser cojos los Valderrama, Asprilla, "Tren" Valencia o Rincón. Y una cosa más. Este partido fue más una "maldición" que una bendición para Colombia. Llegaron con los humos hasta el cielo al mundial, eran los grandes favoritos pese a que solamente habían ganado un partido en fase final en TODA su historia. Y luego pasó lo que pasó, la primera selección en empacar maletas en tierras norteamericas fue la cafetera (perdiendo contra una selección norteamericana que no tenía ni por error la capacidad de hoy día). Y lo peor no fue esa dolorosa eliminación sino que indirectamente este bochorno terminó con la vida de Andrés Escobar, asesinado vilmente por motivos aun desconocidos, pero muy relacionados con tan desgraciada eliminación.

    Por ciertro, ¿por qué estos grandes jugadores colombianos en España fueron un fiasco? No creo que Valderrama, con una Copa de Francia y una Libertadores a su espalda con el reconocimiento mundial terminara como un fiasco en un modesto Valladolid. el Tren Valencia, otro, que luego de hacer una buena campaña en Alemania, casi tuvo que salir exiliado del Atlético del sinvergüenza de Gil }& Gil, Freddy Rincón en la otra orilla de la ciudad tampoco colmó la espectativas, etc. Falcao hizo justicia con esa generación, pero es un misterio que rondará muchas cabezas como fue que la mejor generación del fútbol colombiano hasta la llegada de Falcao, Pekerman & Cía. tuvo un paso discreto en España.

    Respond
  • peluche 12 septiembre, 2013

    Aquello era otra epoca, una epoca dorada y romantica del futbol, el gigantesco negocio que se ha transformado este deporte le esta quitando la magia y la ilusión de antaño

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.