Las Ligas del Barcelona de Leo Messi (IV) | Ecos del Balón

Las Ligas del Barcelona de Leo Messi (IV)


La temporada 2012/2013 comenzaría a explicar que, mientras Leo Messi estuviera en el Fútbol Club Barcelona, el ciclo del conjunto catalán no se acabaría. De su estado de forma, su compañía y su entrenador dependería cuántas veces iría la afición barcelonista a Canaletas, pero incluso en el peor escenario posible, bastante cercano al que se viviría el curso siguiente, el argentino haría optar al Barcelona a ganar títulos. No obstante, antes de que todo esto sucediera, quien había comenzado a tener la iniciativa en España era el Real Madrid de Mourinho y Cristiano. Los madridistas lograron darle la vuelta a los Clásicos, encontraron la manera de “complicar” a Leo Messi, incidieron en la edad de Xavi Hernández y, en menor o mayor medida, propiciaron la salida de Pep Guardiola.

El pragmatismo de Tito y ¿el azar?

En un contexto verdaderamente delicado, partiendo de una posición de inferioridad y de otra derrota más en la Supercopa de España, Tito Vilanova pareció abordar el primer tramo de la temporada de la forma más pragmática posible. Entendía que sus mejores avales competitivos a muy corto plazo eran Leo Messi y el poso que había dejado el FC Barcelona 2009-2011, e incidió en ambos de manera obvia, directa y concreta. Para lo primero abrió a los dos extremos, fueran quienes fueran (Pedro+Tello o Alexis+Villa), pues su función era la de dar espacio a Messi, quien así quedaba aislado de su propio equipo… pero también, aunque en menor medida, del rival. De cara a exprimir lo que había sembrado la etapa de Guardiola, lo que hizo Tito fue formar una base de dos (4-2-2-2) con Busquets y Xavi jugando prácticamente en paralelo. Esta disposición, como la de los extremos, tenía ciertas imperfecciones que parecían casi insalvables, pero anímica y clasificatoriamente rentó. Y no por azar.

El Barça llegó con 6/6 triunfos al Gran ClásicoCierto es que durante esta etapa, que acaba en la séptima jornada con la visita del Real Madrid al Camp Nou, el Barcelona de Vilanova consigue varias victorias sobre la mismísima hora tras no haber podido acreditar ser un equipo superior al rival, pero dichos triunfos tenían su explicación. Si bien en área propia el mal momento de Valdés y de Piqué no solucionaba todo lo que exponía el colectivo, en la contraria había acierto y calidad. Adriano decantó el encuentro contra el Valencia, Xavi Hernández apareció ante el Granada y Villa emergió en el Pizjuán. Sus momentos aislados, enlazados siempre por la despótica soberanía de un Messi que ya había resuelto una situación delicada en El Sadar, le permitieron al Barcelona de Tito llegar con ¡ocho puntos! al Clásico. Exactamente la misma renta con la que saldrían del mismo, pues pese a que el Real Madrid se siguió demostrando superior en el cara a cara, Leo Messi logró “remontar un 0-1 sin tener ocasiones”. Y no por azar.

El Barça de los centrocampistas

Contar con Messi y el espíritu competitivo de esta plantilla había resultado aval suficiente para sobrevivir los primeros meses de Liga, pero Tito Vilanova sabía que dicho plan se podía caer en cualquier momento y que, además, era muy incompleto para la Champions League. A sabiendas de esto, primero corrigió su propuesta ante José Mourinho y después, poco a poco, su proyecto comenzó a coger su forma y nombre real: el Barcelona de los centrocampistas.

Jordi Alba, Andrés Iniesta y Cesc Fábregas sería clave.

Resulta curioso que el primer Barcelona “sin Xavi” fuera apodado como el de “los centrocampistas”, pero la denominación era más que correcta. Después de haber ganado tiempo victoria a victoria, Tito Vilanova rompió la base de dos, partió la pareja de extremos y acabó con el 4-2-2-2, devolviendo así a Busquets al puesto de único mediocentro y situando a Andrés Iniesta como falso extremo. Una posición clave tanto para su rendimiento individual, como para que Jordi Alba pudiera encender por fin su moto, hasta entonces calada por la ubicación tan abierta de los extremos. Pero el lateral no fue el único beneficiado por la idea de Tito y el talento de Iniesta. Cesc Fábregas, enigma aún no resuelto por el fútbol culé, encontró en este escenario un contexto que resaltaba todas sus cualidades a través del constante intercambio de posiciones con Andrés. Así, además de pisar el área cuando quisiera, el de Arenys fue ganando peso en el juego hasta lograr que el Barcelona se moviera bajo su dirección: más eléctrica, vertical y directa que la de un Xavi que, por primera vez desde 2009, no ocupaba el lado fuerte del circuito. Un hecho que le permitió dejar de sufrir en cada giro para comenzar a disfrutar de la frontal, donde todavía podía marcar la diferencia.

Sin Tito no hubo respuesta a los problemasEncontrado un buen modelo y con los grandes protagonistas del mismo muy enchufados, entre el final de diciembre de 2012 y el comienzo de enero de 2013 el Barcelona recuperó parte de la fluidez, el equilibrio y la lógica perdida en los últimos tiempos. Pero duró poco. Muy poco. La desaparición de Cesc planteó nuevas preguntas y exigió otras ideas, algo para lo que el equipo no estaba preparado tras la desgraciada ausencia de Tito Vilanova. Así, sin respuestas ni capacidad de reacción, el Barcelona comenzó a ir a la deriva, sufriendo en la Copa del Rey y doliendo en la Champions League. Entonces, ¿cómo logró levantar el título de Liga con récord de puntos y varias jornadas de margen? Simplemente, Leo Messi.

Leo Messi, tanto con tan poco

Antes de entrar de lleno en la reinterpretación que realizó Leo del milagro “de los panes y los peces”, hay que situar su figura en el contexto táctico. Aunque la primera idea de Tito fuera darle espacio y la segunda rodearle con muchos centrocampistas, el rosarino no tuvo absolutamente nada a favor en el 85% de los partidos de la Liga. El panorama a su alrededor era muy pobre. Nadie se creía a Pedro y Alexis pinchados en banda, Cesc desde febrero no acertó ni a sacar de centro y Xavi ya no podía gobernar lo ingobernable. Ahora no se trataba de sí debían acompañarle los mejores o los más adecuados, pues no había “mejores” al uso ni -casi- “adecuados”.

C.Tello fue la única ayuda que recibió MessiEs de hecho muy significativo que el mejor aliado de Leo Messi durante los últimos meses de competición fuera Cristian Tello. O, mucho mejor dicho, la jugada de Tello. Ésta consistían en estar abierto, atacar el lado débil cuando Leo iniciase la diagonal y, una vez en el área, abrir el regalo que le había empaquetado el genio. Una acción aparentemente simple protagonizada por un jugador todavía unidimensional, cierto, pero que llegado a este punto era la única herramienta que lograba desahogar un poco a Messi. “Villa es importante jugando como nueve, sujetando a los centrales”, comentó un día, agobiado y agotado, tras uno de esos partidos en los que había tenido que enfrentarse a todos, propios y ajenos, para conseguir tres puntos más que le acercaran al título.

Sin lesión, hubiera superado los 50 goles de la 2011/2012.

Pero lo fascinante de esta Liga no fue el triunfo final en sí, sino el hecho de que nunca pudiera perderla desde que el Real Madrid pinchara en Getafe un 27 de agosto. En ese momento, cuando los merengues aún dependían de sí mismos, ya reinaba la sensación de que cinco puntos eran demasiado margen para Leo. ¡Cinco puntos! ¡Con 36 jornadas por disputar! ¡Ante el Real Madrid de Mourinho! Y lo mejor de todo es que, en realidad, así era y fue. Durante esta temporada, el argentino definitivamente convirtió lo incoherente en racional, lo ilógico en normal y el mal llamado azar en probabilidad. Porque Leo produjo un gol en 30 de los 32 partidos que disputó, marcó tres tantos (46) más que Villa, Cesc, Pedro, Alexis, Villa y Tello juntos (43), y anotó un gol a cada uno de los 19 rivales a los se fue enfrentando de seguido. Cuando el Barça jugó bien, Leo Messi inventó adjetivos. Cuando jugó mal, directamente fue una quimera.
 

Porque al final, en el día a día, Messi es la mayor certeza que este bendito juego se ha permitido inventar. Su fútbol iría evolucionando, demandando cosas distintas y matizando también a su equipo, el cual fue cambiando para poder acompañarlo, pero en el fondo todo ha sido bastante parecido desde que Joan Laporta llamara a su casa tras estar en la de Ronaldinho. Porque mientras el Barcelona siga siendo de Leo… siempre habrá que poner puntos suspensivos.

···


···

HAZ CLICK AQUÍ PARA VER TODAS LAS COLECCIONES DE
– ORIGEN | ECOS –

···


43 comentarios

  • Jesus 21 mayo, 2015

    Creo que el mayor talento como escritor que tiene Miguel Quintana es contextualizar el pasado, lo hace muy bien!!!

    Respond
  • @__tincho 21 mayo, 2015

    El regate y la velocidad mental de Maradona, el gol de Pele, la visión de juego de Distefano y la imaginación de Cruyff. De esas maderas está hecho el mejor futbolista que han visto mis ojos. Y solo tiene 27 añitos

    Respond
  • @Santahuevo 21 mayo, 2015

    Increíble esa temporada, todos esperando respuestas tácticas de Roura que nunca llegaron, pero siempre teniendo la fe en Messi, que terminó convirtiéndose en realidad. Para salir lesionado a matar moralmente a un PSG y darnos una liga de records marcando toda una vuelta de la liga consecutiva. Impresionante

    Respond
  • vi23 21 mayo, 2015

    Tres apuntes:

    – En las remontadas de los primeros partidos se usó una estrategia diseñada por Pep el año anterior, consistente en situar a Alexis entre centrales para que dudasen si salir a Leo o sujetar al chileno y, por lo tanto, darle algo de espacio al genio. Eso podía suponer cerrar con tres atrás pero se pagaba el peaje.

    – Aunque la liga ya estaba casi sentenciada cuando el Barcelona llegó al Parque de los Príncipes, la lesión de Leo hizo emerger en el tramo final de Liga a un gran Alexis y a un gran Cesc que fueron capaces (¡sin Leo!) de mantener el ritmo de puntuación

    – Creo que nunca se pondera adecuadamente lo que se vivió esa temporada. El entrenador recibiendo quimioterapia en Nueva York y, al mismo tiempo, entrenando desde allí (según decían los protagonistas). Se notó y mucho el bajón del equipo pero ser capaz de aguantar en esas circunstancias es… alucinante.

    Respond
  • iltuliponero 21 mayo, 2015

    Esa liga de Messi fue la más bestia. Para mi será una de las más recordadas de siempre… Lo que hizo Lio con una plantilla taaaaaan limitada. Recordemos que ese verano el Madrid ficha Modric, el Barça a Song y Jordi Alba. Recordemos que Messi jugaba con Alexis en su peor año, un Pedro venido a muchísimo menos, Villa que estaba KO, y Tello, como bien indica el artíclo. El equipo era un jugador como nunca antes lo había sido. Hizo la de Maradona con el Napoli ganando la Serie A.

    Respond
  • SadButTrue 21 mayo, 2015

    Cesc fue clave (en la mitad de la liga al menos). O por lo menos yo lo recuerdo como el mejor socio de Leo en esa liga.

    Respond
  • @adricapi 21 mayo, 2015

    Esta no es la Liga en la que se lesiona Messi, entre Cesc y Alexis aguantan el chiringuito a nivel de puntuación, y cuando vuelve el argentino se encadenan varios pinchazos? Quizás me equivoco y eso pasó en la del Tata…

    Respond
  • Gravesen 21 mayo, 2015

    Aun me acuerdo de la sensación de impotencia que me dio esta temporada. Osasuna, Valencia, Granada, Depor, Betis, Sevilla….muchisimas jornadas donde parecia que por fin iban a pinchar y el Madrid podía recortar y no lo hacía. Especialmente dolorosa la del Sevilla porque me pillo ya celebrando el recorte de puntos: Sali del bar en el 88´ para contestar una llamada con 2-1 y apenas 3 minutos después cuando entre, 2-3. Mi cara fue de las que merecen enmarcarse.

    Y por otro lado la rabia que me daban mis propios jugadores cuando veía los partidos. El Barcelona parecía sujeto por un alambre, llamado Leo Messi, y parecía que en cuanto el Madrid metiera un poco de presión y recortara puntos, la Liga era posible. Recuerdo que se sale del Sadar a -18 puntos de diferencia, y tras un pequeño pinchazo contra la Real Sociedad, el Madrid volvio a recortarles mucho con empates contra el Valencia y Celta y una derrota en el clásico. -11. ¿como hubiera sido la situación si en vez de dieciocho puntos por debajo, hubieran sido cinco o seis? (ya podeis ver que me encanta el fútbol ficción)

    Sin embargo quiero puntualizar un detalle sobre lo que significa Messi en la Liga. El Madrid esa temporada quedo segundo a 15 puntos del Barcelona, una barbaridad. Y sin embargo lo hizo con 85 puntos….exactamente los mismos que valieron la Liga 2007-2008 del Madrid de Van Nistelrooy (ganada a su vez con 18 sobre los azulgrana), y que en su momento había sido de por sí un record de puntuaje. Como comente hace unos días…..Messi supuso que para ganar la Liga no tenías que pasar de 80…tenías que llegar casi a 100.

    Respond
  • @Nacho_Blanco 21 mayo, 2015

    Su entrada vs PSG en el Camp Nou a lo Cid Campeador, lesionado y sin prácticamente poder correr, para con su mera presencia voltear la eliminatoria, fue algo impresionantemente épico. ¡Qué temporada! Contra todo y contra todos, una Liga de 100 puntos.

    @adricapi

    Eso ocurrió en la temporada del Tata Martino.

    Respond
  • @JuanDV14 21 mayo, 2015

    Aunque no sea en Liga, perdón por salir un poco del tema, creo que hay dos momentos clave en esa temporada de Leo y son en la Champions:
    Primero –> el gol al Milan en la vuelta de octavos. Una eliminatoria perdida, con un equipo que ya daba muestras de ir cuesta abajo sin frenos y Leo en los primeros minutos se detiene en el borde del área y la pone en la escuadra, emulando el gol de Diego contra Grecia en el 94 (en mi opinión la mejor narración de Victor Hugo, superior a la del gol a Inglaterra).
    Segundo –> El partido de vuelta contra el PSG. El día del Cid, lesionado, prácticamente cojo, sin poder enlazar dos carreras seguidas y aun así, cuando salta al campo ves la cara de los jugadores franceses y te explicas cómo se asustaron, retrocedieron metros y permitieron que Pedro metiera aquel gol que clasificaba al Barça cuando el PSG había sido netamente superior.

    En Liga creo recordar que en aquel momento todos vislumbrábamos el futuro de Messi cerca del área, más 9 que nunca, sin embargo, aunque no lo supiéramos, ya apuntaba la que hoy es una de sus armas más poderosas, porque al fin al cabo el pase a Tello de entonces no es sino el primer paso hacia la comba a Neymar/Alba de hoy.

    Por cierto, ¿no creéis que esa sobre explotación de Leo durante aquellos meses fue determinante para su lesión en marzo y posterior agotamiento durante la temporada siguiente, en mi opinión más mental que físico?. Siento que Leo estaba agotado de tener que ser Superman todos los días, de ser el inicio y fin de todas las jugadas del Barça, de tener que marcar él para que el equipo tuviera opciones, etc.

    Respond
  • hola 21 mayo, 2015

    Ese año un equipo de Allegri casi elimina al Barcelona de Champions hasta que aparecio Lionel. Este año se enfrentan de nuevo.

    Respond
  • geryon 21 mayo, 2015

    @quintana
    Hombre, no digo que no complique, por eso hablo de "vestuario sano". Remontar 5 puntos cuando quedan 90 o más por disputar entre ellos los 6 del Clásico no debería ser sino un escalón más en la larga escalera hasta el título, similar a perder la ida de una eliminatoria, que te obliga a ganar en la vuelta.

    Respond
  • Robertstorm 21 mayo, 2015

    Quintana, fantástica colección acabas de terminar. Te escribía para preguntarte si vais a hacer también la referente a la Liga de este año, o vais a esperar a que se retire

    Respond
  • @AlvaroFG21 21 mayo, 2015

    Pregunto desde la ignorancia. ¿Alguna segunda vuelta de la temporada de Cesc ha superado a su primera?
    Sobre Messi, yo ya hace tiempo que no sé que decir. El tío es muy bueno. Demasiado. Es como si el Barça hubiese encontrado un fallo en Super Mario y pudiese conseguir monedas infinitas. A veces, incluso sin acertar a golpear el bloque.

    Respond
  • @migquintana 21 mayo, 2015

    @geryon

    El tema es que contra Messi un peldaño se convierte en una escalera. Y a la menor brecha en las líneas internas, la guerra la has perdido. Lo que condiciona todo. No tengo duda de que, por ejemplo, este año, si el Real Madrid no hubiera perdido el liderato y demás, la dinámica hubiera sido más positiva en el final de año y, quizás, ahora estaría pensando en el 6 de junio. Ya digo, para un equipo tan grande como cualquiera de estos, es fundamental ganar día a día. El Bayern lo hace, la Juve lo hace, el Chelsea lo hará… y, al final, el único que se puede quedar sin pastel en mayo es el Barcelona o el Real Madrid, que compiten juntos.

    @Robertstorm

    Muchas gracias! Me alegro de que te guste. :)

    La serie del Barcelona de Messi acaba aquí, pero mañana salimos con dos textos sobre el Barcelona campeón. Con esta serie queríamos contextualizar un poco y dar perspectiva a lo que, en definitiva, también ha sido esta temporada. Pero mañana es día para Luis Enrique, por ejemplo, que lo merece.

    @AlvaroFG21

    Os dejo un dato que leí en Opta Sports sobre Cesc Fábregas:

    2009-2010: 19 goles+asistencias en primera vuelta, sólo 9 en la segunda.
    2010-2011: 9 goles+asistencias en primera vuelta, sólo 5 en la segunda.
    2011-2012: 13 goles+asistencias en primera vuelta, sólo 4 en la segunda.
    2012-2013: 14 goles+asistencias en primera vuelta, sólo 8 en la segunda. (esta temporada)
    2013-2014: 16 goles+asistencias en primera vuelta, sólo 5 en la segunda.

    Y este año le ha vuelto a suceder. Así que casualidad no es…

    Respond
  • cassavettes 21 mayo, 2015

    Para mí el partido mítico de esa Liga fue la remontada contra el Osasuna en su casa.

    Encima con una niebla de narices, partido complicadisimo. Fue algo casi de pelicula de terror, aparece Messi entre la niebla como si fuera el Sr. Muerte que viene a por tu vida. Yo soy el portero del Osasuna y tengo pesadillas de por vida.

    Por cierto: Liga de 100 puntos, sin banquillo, 11 inicial en horas bajas, y la mitad de la temporada sin entrenador. Maradona ganó titulos solo, pero al menos tenía entrenador!!

    Respond
  • iltuliponero 21 mayo, 2015

    Se nos va Xavi. Confirmado.

    Respond
  • Polaquito 21 mayo, 2015

    Siempre he pensado que la liga 2012-13 de Messi es el Mundial 86 de Maradona, es lo más parecido a "ganar sólo" que yo he visto. Y una liga es más complicado que un mundial, ¿no?

    De todos modos hace bien geryon (aunque lo de decir que el Madrid hubiese remontado con seguridad… el Barcelona hizo 100 puntos) en apuntar la dimisión del Madrid de aquella Liga ya en octubre, en lo que es sin duda el mayor debe en la carrera de Mourinho que tenía contexto para romperla y al final por falta de lo que Ancelotti denominaba su "mano floja" la cosa no llegó a buen puerto. Pero ojo porque aunque ahora no nos acordemos, el Atlético de Madrid aquel año hizo una primera vuelta que le hubiese dado para pensar en pelear por el título en cualquier liga incluso con contexto actual y no pre2009. Lo que pasa es que el Barcelona hace ese año 55 de 57 y tras eso Simeone que no tenía plantilla larga supongo que pensaría con razón que aquel ritmo de puntuación no lo va a aguantar y se olvida un poco del tema.

    Respond
  • Pepkatran 21 mayo, 2015

    Esa temporada dejó lo que creo que en el futuro será uno de los momentos más definitorios de lo que es Leo Messi.

    Me imagino contándole a mis nietos que ví jugar a un chico tan bueno que, estando literalmente cojo, y sin ser capaz de correr mas de cinco o seis pasos sin mucha intensidad, descompuso por el puro pánico que provocó su entrada al campo a un aspirante a ganar la champions.
    Porque esa es la palabra. Pánico. Tal vez mi memoria esté distorsionada por las emociones que viví en aquel partido, pero me quedé con la idea de un PSG que controlaba tanto el juego como el resultado, y por un cambio en el minuto 60 pasó a comportarse con la desesperación y la precipitación de un equipo que pierde a falta de 5 minutos.

    Respond
  • @migquintana 21 mayo, 2015

    Lo del día del PSG fue una cosa de locos, de locos.

    Mucho más que fútbol. Imposible de catalogar y de convertir en racional.

    Respond
  • C. Márquez 21 mayo, 2015

    Sí, sí, la sensación que provocó Leo Messi con su simple salida al campo vs PSG es inexplicable.

    A este hombre hay que disfrutarlo, pero de verdad. Suena a topicazo, mas cuanto más lo veo, mejor me lo paso con él.

    Respond
  • @FelipBrasi 21 mayo, 2015

    yo estoy con @geryon hay muchas cosas que se obvian en esta serie de posts y para mí con más importancia que el factor Messi. En el caso de esta Liga en concreto pues como dice él, un vestuario roto de tu máximo rival. Pero esto sería un caso puntual, para mí mucho más importante que todo esto es la mentalidad del vestuario azulgrana y el entorno del club. Es como si intentaramos explicar la época de las 3 champions del Madrid y sus ligas en el factor Raul y olvidar que aquella época los culés tenían al club hecho unos zorros.

    Muchas veces se ha dicho aquí que cada derrota madridista es vista como el fin del mundo, se cuestiona todo, modelo, jugadores, entrenador… se pasa de estar en conversaciones para renovar a Carletto en diciembre a decir que no vale y echarlo (con casi toda seguridad) en Junio. Se pasa de Pellegrini a Mou, luego a Ancelotti y se habla de Benitez sin que a nadie se le ponga la cara roja jejej.

    Y sobretodo el vestuario al completo, no sólo una individualidad. La gran ventaja del Barça reside ahí dentro, tiene gente que está curtida en mil batallas,también el Madrid, pero que son de la casa, con muchas cosas en común. Tiene un vestuario bastante más homogéneo que el madridista (eso importa muchísimo). Y que cuando huele la posibilidad de levantar trofeo se agarra a ella con toda las fuerzas, se aleja del ruido de afuera y confían en si mismos. Luego claro está el detalle lo pone Leo.

    Para muestra el año pasado, en una temporada mala del argentino (todo lo mala que puede ser una temporada de CR o Messi), al final el Barça se juega la Liga delante de su público en la última jornada. Mientras el Madrid, algo confesado por Arbeloa este año, cuando se ve en la final de CL ve que la Liga está complicada y se deja ir. Estoy segurísimo que el vestuario blaugrana eso no lo permitiría. Para ser más claro, hoy en día la famosa Liga del clavo ardiendo la haría el Barça, no el Madrid. Eso es lo que tenía el equipo blanco de las 3 CL, con gente como Raul o Hierro a la cabeza del vestuario. Y ahora están en el vestuario culé, con Pique, Puyol antes, Xavi, Masche… se aislan de todo y saben que esto es una competición a largo plazo. E incluso el año pasado ponen a Messi en la posición de ser decisivo en un último partido al calor del Camp nou.

    Los blanco a un partido o en una eliminatoria sí son capaces de centrarse y competir al mismo nivel que el Barça. Pero en una competición larga el vestuario blaugrana parte con ventaja. He leído que tanto el año pasado como en éste el Madrid llega a falta de 10 jornadas (donde se deciden las ligas como decía siempre Luis Aragones) con 4 puntos de ventaja y en las dos acaba 4 puntos por detrás. O sea pierde 8 puntos con sus rivales en las últimas 10 jornadas. Eso se explica con el factor Messi?? yo creo que no. De hecho creo que en cuanto a eliminatorias o finales entre Barça y Madrid en los ultimos años, los blancos tienen una pequeña ventaja. Pierden unas semis de CL, una eliminatoria de copa y una supercopa de españa. Ganan 2 finales de Copa, otra eliminatoria de copa y una supercopa de españa.

    El principio de este año Messi no andaba bien, pero el Barça se las vio para seguir puntuando y no dejarse ir demasiado. Creo que en enero nadie dentro de ese vestuario creían mucho en sus posibilidades en esta Liga, pero el Madrid hace dos meses muy malo, y otra vez cuando huelen la posibilidad de levantar la Liga se ponen en modo competir y no paran hasta que ganan o quedan sin opciones. Pep decía que al Madrid había que matarlo varias veces y que no se creyesen con posibilidad nunca, esto ahora sin duda pasa al revés. Este vestuario le ha dado la vuelta a la historia.

    Ya digo para mí la diferencia en una competición larga como la Liga la marca el núcleo duro de un vestuario, como se le suele llamar.

    Respond
  • RDGarca 21 mayo, 2015

    A ver, pero el Madrid ha sido siempre así (y creo que cualquier equipo de cualquier liga), siempre ha tenido momentos en los que se deja ir. La diferencia es que el rival no tenía un jugador que anotaba día sí y día también. Parece que "sólo" eran 5 puntos, pero en ese entonces, implicaba que tenías que ganar TODOS los partidos incluyendo los clásicos porque Leo Messi no dejaba que el Barcelona perdiera. Y eso en Agosto. Luego ves que llega Octubre y Noviembre, y los tipos siguen puntuando de 3 en 3, y te dejas ir.

    Respond
  • Gravesen 21 mayo, 2015

    Una cosa que me ha dado muchisima rabia del Madrid desde que sigo este deporte es la sensación que tengo de que cada vez que ganamos una Liga con soltura, con autoridad y muchos puntos de ventaja….casi seguro que el año siguiente es en blanco o al menos se tira la Liga prontísimo.

    Lo más cercano, la Liga de Mourinho 2011-2012 se gana con 100 puntos, record absoluto, y el año siguiente no solo se dejan 8 puntos en 4 jornadas, sino que salen a navidades con un marcador de 16 por debajo. Tres años antes, recién ganada la Liga de 2007-2008 con 85 (record en ese momento), el equipo se deja de nuevo ir de una manera espantosa las primeras jornadas y para cuando sale del Camp Nou esta 12 puntos por debajo. Demasiado facil para un Guardiola recien llegado.

    Si tiramos hacia atrás nos encontramos lo mismo cada vez que hay una temporada liguera dominante. Se gana la Liga 2000-2001 con 80 puntos (a su vez, record del momento) y en la siguiente apenas se llega a 66. Se gana la Liga 1996-1997 con 92 puntos (Liga de 22 equipos) y la 1997-1998 esta perdida antes de enero. Se gana la 1994-1995 metiendo repasos al Atletico y Barcelona y al año siguiente no se entra ni en UEFA…y podría seguir hasta la Quinta del buitre.

    Sin embargo Ligas ganadas pero competidas hasta el final suelen dar de si un equipo que al año siguiente pelea otra vez por el título. Me juego el pellejo a que si por cualquier razón el Madrid ganase con 7-8 puntos de ventaja la Liga 2015-2016, en la 2016-2017 veríamos al equipo tirar el campeonato temprano.

    Respond
  • Michel 21 mayo, 2015

    @Gravesen.
    Ese partido que citas en el Pizguan si la memoria no me falla y creo que no, fue el año pasado con el Tata Martino en el banquillo. El resultado era 1-2 empata el Sevilla a falta de unos diez, ocho minutos y marca el gol sel triunfo Alexis. A no ser que se den los mismos resultados en los dos años.
    En otro orden de cosas creo que estáis llevando el debate hacía un terreno que se escapa de lo que es ecos. Más hacía lo que supuestamente pasa dentro de un vestuario – que nadie de nosotros sabe a ciencia cierta lo que pasa- que hacía lo que ocurre en un terreno de juego, que todos vemos lo que sucedió aunque haya diferentes opiniones.

    Respond
  • mery 21 mayo, 2015

    Que gozada para una adicta al Barça volver a vivir todos esos momentos. Gracias.
    Ojalá se haya preparado algo realmente impactante para el último partido del Sr. Hernández en su casa. Una mezcla entre Anfield y la vuelta al ruedo de Sholl con el Bayern podría compensar minimamente las caídas de baba que nos ha provocado desde la primera etapa de Van Gaal, con aquél gol de cabeza en Pucela que le permitió seguir al holandés, hasta esa maravilla de final de Eurocopa donde se comió literalmente al bueno de Andrea Pirlo. Volverá, y nos demostrará como ve su cabeza este deporte infinito, como ya lo ha hecho Pep, o como lo está haciendo Luis Enrique.

    Respond
  • Gravesen 21 mayo, 2015

    @Michel

    Creo recordar que el año del Tata el Barcelona ganó ahi 1-4; el partido que yo digo comienza con un gol tempranero del Sevilla, que aumenta la ventaja en la segunda parte. El Barcelona marca un tanto casi consecutivamente (Cesc si mal no recuerdo) y en el descuento clava otros dos (Cesc y Villa).

    Respond
  • polaquito 21 mayo, 2015

    @geryon

    Si, y si modificas otros 3-4 resultados el balance queda Madrid 0 – Atletico 0 – Barcelona 7. Y es perfectamente plausible tambien.
    ojo con modificar resultados a conciencia porque eso va a llevar a interpretaciones erroneas siempre. Lo que hay es lo que es.

    Respond
  • @migquintana 21 mayo, 2015

    Creo que es mucho más gratificante e interesante hablar sobre lo que sucedió y sobre lo que sabemos que sucedió, que hacerlo sobre fútbol ficción o sobre cosas que no podemos manejar. Seguro que hay muchas cosas que se nos escapan y que tienen su influencia, no hay duda de ello, pero como sabéis lo que no engaña es lo que pasa en el campo. Y como dice @Michel, incluso en algo que vemos todos de la misma forma puede haber opiniones de todo tipo, así que… :)

    @Gravesen & @Michel

    El año pasado gana 1-4, sí.

    Cuando remonta es el partido que comento en el texto con tanto de Villa.

    @mery

    Va a volver, seguro. Y nosotros lo estaremos comentando aquí, espero. Después de haber vivido en la España de Luis Aragonés y Vicente del Bosque, amen del Barcelona de Van Gaal, Rijkaard, Guardiola o Luis Enrique… seguro que tiene algo que aportar. Algo parecido a lo que ocurre con Xabi Alonso, que últimamente ha dejado caer que quizás su futuro también pase por los banquillos. Sería un bonito duelo. España tiene que sacar más que títulos de esta generación de futbolistas. Y lo hará…

    @RDGarca

    Ese es el tema. No te permite un respiro, un error.

    Es directamente una máquina. Una certeza. Algo rutinario.

    No me extraña que sólo el Mourinho más intenso y el Simeone más “partido a partido” hayan logrado batirle en un campeonato de la regularidad.

    Respond
  • Giacomo Giuralarocca 21 mayo, 2015

    Marcaba a un ritmo absurdo..sin las lesiones creo pudo acabar con mas goles de la brutal temporada 2011-2012. Y con un peor equipo como comentado aquí.

    Aunque de esta temporada he leído pareres discordes. Sobre un argentino que empezaba a cogerse "pausas" de los partidos.

    La pregunta es: El Messi 2012-2013 es una evolución de los años anteriores o con respecto a los años anteriores no mejora su nivel?

    Respond
  • Gravesen 21 mayo, 2015

    Los datos puntuales siempre han existido y existiran; con dos-tres detalles mínimos el Dream Team en vez de ganar 4 Ligas en 5 años hubiera podido ganar 1, contra 3 del Madrid y 1 del Depor. En la eliminación del Barcelona de Rexanch frente al Madrid galactico de 2002 hubieran bastado 3-4 cm de diferencia en muchisimos (en serio, muchisimos) disparos clarisimos que hubieran supuesto un Barcelona en Glasglow en vez de los blancos…¿y entonces donde hubieramos valorado ese "deplorable" Barcelona de los holandeses?

    Como madridista, yo considero que hemos tenido pésima suerte en cuanto a resultados contra el Barcelona se refiere, y recuerdo minimo media docena de clásicos que con justicia por ocasiones hubieran cambiado títulos y quizás ciclos. Sin embargo también recuerdo como un Chelsea elimina de la Champions al Barcelona de la manera más incomprensible que he visto en mi vida, o como el mismo club azulgrana se queda en blanco el último año de Rijkaard llegando a semifinales coperas y europeas con Valencia y Manchester y sin ser inferior (o al menos me lo pareció en su momento) a sus rivales y (de nuevo en mi opinión) mereciendo pasar. ¿Hubiera sido Guardiola entrenador del Barcelona si Rijkaard hubiera echo doblete Champions-Copa?

    De nuevo fútbol ficción, pero ese "pero" es una de las cosas que más me gustan del fúbtol. Nunca me gusta ver verdades absolutas porque en mi opinión no las hay, y podría seguir con ejemplos durante días: El Barcelona pierde una Liga contra un descendido porque Ronaldo esta teniendo que cumplir una internacionalidad, la Quinta nace porque el Barcelona de Venables se hunde psicológicamente tras quedar tetrasubcampeón tras una horrible tanda de penaltis en Sevilla (ese año pudo haber hasta tetraplete con la Copa de la Liga), el Madrid de la Quinta cae a su vez porque es incapaz de mantener un 0-2 contra un equipo ya salvado, lleno de excompañeros y sin nada en juego….

    En el fúbtol 5 centímetros implican que un club pueda imponer un ciclo dominante o caer como proyecto fracasado. Eso es lo trágico y hermoso de ello.

    Respond
  • Michel 21 mayo, 2015

    @Gravesen @Abel
    Si, mi memoria me ha traicionado y creo que el partido que yo comento sucedió en el Camp Nou el año pasado.

    Respond
  • Michel 21 mayo, 2015

    @Quintana.
    @Quintana y no @Abel quería decir, fe de erratas.
    Por cierto y a la espera de lo de Luis Enrique gracias por este serial, eres un genio.
    @Mery
    Scholes, en el Manchester 😉

    Respond
  • goretex 21 mayo, 2015

    @migquintana
    "Yo no creo que sea casualidad, azar ni demas… Es probabilidad". La has clavado. No podemos volver al inicio de la era Leo y dejar que "todo" vuelva a suceder … Hacerlo una y otra vez … Si fuera el caso, obviamente habria años en particular donde la consecucion de la Liga podria cambiar de manos porque los pequeños detalles favorecerian a unos y no a otros (creo que aqui todos coincidimos), pero a lo largo esa serie de repeticiones para el periodo analizado, "en media", Leo Messi y el Barcelona impondrian su ley. Ese creo es el fondo de la cuestion.

    Respond
  • elfutbolero 21 mayo, 2015

    Acabo de escuchar en diferido el último Ecos.

    ¡Dios mío, que alguien me explique eso de que era el último programa! Estoy conmocionado.

    Respond
  • kikamen 21 mayo, 2015

    @migquintana

    Nunca vi un partido cambiar tanto por la entrada de un jugador al campo. Y me refiero a la entrada al campo en sí, aunque no hubiese tocado aún la pelota. De repente, a los jugadores del PSG se les había olvidado que su equipo era mejor que el Barça y el Barça pareció el de Guardiola. Brutal, desde luego.

    Respond
  • RAsk_ 21 mayo, 2015

    Solo un par de apuntes,

    @Geyron

    Comparto que el futbol son detalles y que los detalles generan inercias o estados de animo que son muy importantes para la confianza del grupo y de jugadores concretos y que segun esos detalles se han decantado campenatos, como decia Gravesen esto es parte del futbol.

    Pero no comparto lo del supercrack. Ahora mismo piensas en cualquier jugador Hazard Ibrahimovic, el que quieras y lo cambias jugador por jugador y miras como queda el equipo con este jugador y el otro con Messi o CR. Paris SG con Messi o CR yo creo que habria conocido una semifinal o una final de la Champions league y en contra Ibrahimovic o Hazard jugando en el Madrid por Ronaldo o por Messi no creo que te lo asegurasen, y para la Liga ya ni te cuento, son la casi certeza del desequilibrio en partidos en los que a priori les cuesta conectar. Messi y CR son certezas de llegar con opciones hasta el final en casi todo, incluida la Liga, incluida la Champions, la regularidad con la que ambos equipos llegan a semifinales se la deben a ellos. Y los que ademas mas han condicionado planteamientos rivales, porque su capacidad de castigar es mucho mayor que la de sus cracks coetaneos.

    @FelipeBrasi

    Messi al principio de la temporada era la solucion a todo. Bajaba al centro del campo y la subia hasta arriba en cualquier partido atascado, lo unico que disminuyo fue su ritmo goleador, logico cuando sus zonas de recepcion fueron cercanas al centro del campo. Estaria bien ver una evolucion de las zonas de calor de Messi durante todo el ano, una evolucion desde el inicio, pasando por su periodo de mes y poco de extremo derecho a su posicion final partiendo timidamente al inicio de la derecha pero volviendo solo a ella en momentos concretos. Yo creo que han habido 3 Messis esta temporada y solo el ultimo ha jugando donde ahora parece sentirse mas comodo, lo demas fue "sacrificio" en pos del equipo. Yo le he visto a gran nivel toda la temporada :)

    Respond
  • Rovés 21 mayo, 2015

    Hola. Llevo años leyéndoos, aprendiendo y disfrutando del fútbol con vuestros excelentes artículos, y especialmente con los comentarios de una comunidad con un nivel futbolístico superlativo y extraordinariamente respetuosa: rasgo diferencial de esta página y algo muy infrecuente en estos tiempos. Como el del chiste yo no he dicho nada en años porque todo estaba bien, hasta hoy. Es una verdadera lástima que una serie de usuarios se empeñen una y otra vez en llevar el debate al forofismo: argumentos pobres en tono quejumbroso porque les ciegan los colores. Evidentemente no empaña ni un ápice el fantástico trabajo de Quintana, pero a mi me ha producido una decepción tremenda. Sin los comentarios los artículos de Ecos se quedan a la mitad.

    Respond
  • Polaquito 21 mayo, 2015

    Bueno no se si considerarlo off-topic porque es sobre esta liga pero quisiera hablar de otro equipo. Estaba pensando respecto a La Liga del Atlético de Madrid 2012/13, recordaba que habían tenido una racha muy buena al principio de liga y que al igual que la temporada siguiente, no se les tomó en serio para el título, en este caso de forma acertada porque acabaron a 24 puntos del lider a final de liga. Bueno, acabo de mirar los datos concretos por curiosidad y es más impactante de lo que creía. El Atlético de Madrid llega a la jornada 16 con 12 victorias, 1 empate (Levante, primera jornada de liga) y 2 empates (Valencia y Madrid). Es decir, el ATM en esos momentos lleva promedio de 93 puntos al final de liga, números de Madrid/Barça post 2009. Es el año (2012) en el que Falcao es el nº3 casi seguro. En esa jornada juegan contra el Barcelona y recuerdo una primera parte del Atlético muy grande, con un go-la-zo de Falcao que se sale del mapa junto a Costa (Costa-Falcao juntos cuando el hispanobrasileño aún no era lo que es hoy pero ya lo dejaba entreveer era una delantera que te sacaba un gol de la más absoluta nada) y un repliegue muy de Simeone (aquel equipo no era la roca del año siguiente pero Simeone ya había metido granito por ahí con el cuadrado Gabi-Mario-Miranda-Godín que ya era casi impenetrable). Aquel equipo ya era una bestia competitiva pero quizá le faltaba creerselo a lo bestia, que una incidencia en el partido no diese al traste con sus planes (cualidad que adquirió creo en la final de Copa vs Real Madrid). Adriano marcó un gol imposible y el Atlético que había hecho un partido perfecto hasta ese momento, se vino completamente abajo y en la segunda parte Messi se dió un festín y la cosa acabó en goleada. Pero esos primeros 30 minutos atléticos fueron algo muy reseñable, y que demostraron que ese equipo ya estaba para todo.

    Pongo el resumen de La Liga de este partido. https://www.youtube.com/watch?v=y3jTraHGPJg

    Hago dos capturas de la jugada del video: en la primera Xavi le da el balón a Messi que ojo, como ya sucedió este año cuando el equipo no carburaba y estaba espeso, tenía que bajar a ser ultimo hombre salvo por los centrales para tratar de dar fluidez (con la salvedad de que ese año no había dos delanteros como Ney-Luis que paliasen ese déficit). Ahora clickad en la segunda y fijaos en el tiempo xD. Que bestia lo de Costa-Falcao
    http://fotos.subefotos.com/5a7f5045b65df5db5e9484http://fotos.subefotos.com/b9ed699485a8c8fc6829c1

    A lo que voy: después de este partido el Atlético se queda ya a 9 puntos del Barcelona y claro, estamos hablando de una diferencia que para un equipo que a priori no podía competir por la liga es insalvable, pero cada vez tengo más claro que aquel equipo estaba ya para pelear por una liga a +90. Lo que pasa es que se encontró a un conjunto que hizo 55/57y eso es que es imposible seguirlo.

    Respond
  • kikamen 22 mayo, 2015

    @Gravesen

    Me encantan tus comentarios y tus "reflexiones históricas", especialmente porque en ocasiones ya se me habían pasado por la cabeza! Tienes toda la razón en que en el fútbol, unos centímetros, una mala tarde de cara al gol, una lesión inoportuna, te marcan un ciclo ganador o una etapa para olvidar. Constantemente es así. El fútbol es tremendamente, e injustamente, resultadista. Que se lo digan a Ancelotti, o a Van Gaal.

    Respond
  • leninpower 22 mayo, 2015

    @migquintana
    una pregunta….

    ustedes creen que ese barcelona tenia chance de competir contra ese bayern en la champions estando Tito???

    Respond
  • @migquintana 22 mayo, 2015

    @leninpowe

    Es una pregunta sin respuesta. Lo que sabemos es que, sin Tito, el Barcelona se quedó sin respuestas ni reacción. Y, precisamente, éste era un equipo que necesitaba una continua intervención. Estamos hablando de que ese año hubo prácticamente "cuatro Barcelonas", pues imagínate si hubiera estado Vilanova. De todas formas, creo que en ese día el Bayern era sí o sí superior. Lo que viene a no significar tanto cuando Leo Messi está de tu lado. Y si hubiera estado sano, claro. Son muchos "y sis"…

    Respond
  • iniestinho 24 mayo, 2015

    Gran articulo Quintana, por motivos obvios siempre he valorado mas las ligas de Pep, en su momento no percibi lo que fue ganar esa liga supongo que por obtener una renta tan pronto. En cambio en esta si que he sido consciente que hemos sido "peores", La reflexion y tuit a 27 de agosto es tremendo no, lo siguiente.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.