La hora de Naby Keita | Ecos del Balón

La hora de Naby Keita


La Premier League es, sin lugar a dudas, el gran reto del Liverpool como club y de Jürgen Klopp como comandante del proyecto que lidera, en el que sigue en la búsqueda de levantar un título tras dos finales europeas perdidas. Por el camino, una idea, un equipo y una plantilla preparada para afrontar lo que justamente está sucediendo. El conjunto de Anfield ha empatado los dos últimos encuentros ligueros, ante Leicester y West Ham, lo que ha hecho coincidir la llegada de los octavos de final de la Champions League con un escenario liguero mucho más apretado que hace un mes. El fútbol ya sólo está en la mente del jugador. Y viendo lo que está ocurriendo en las últimas semanas, los reds están ante un desafío.

El Liverpool está encontrando problemas en su ataque posicional

Las dos tareas que el preparador alemán ha acometido esta temporada han sido, por un lado alimentar un ataque posicional más consciente, ocupando el campo con todas las piezas, sin medias tintas, con intercambio de posiciones en el eje vertical: laterales empezando en la medular y acabando en la delantera, y delanteros ocupando zona de centrocampistas y viceversa. Movimientos que han enriquecido la pizarra y han dotado de herramientas a sus futbolistas. La segunda, contar con una profundidad de plantilla acorde a la carga de partidos y la interpretación de diferentes ritmos juegos, necesaria para ganar un torneo de regularidad con la idea de Klopp como campo base.

Lo que está ocurriendo en las últimas semanas, algo completamente normal dentro de los nueve meses que dura un campeonato liguero, es que el Liverpool ha perdido frescura en la creación de ventajas. En el 1×1 o en el 2×2 tiene más dificultades para progresar, lo que lleva a jugadores más alejados a sumarse a la zona del balón para deshacer los entuertos. Como nos preguntaba nuestro amigo Javier Cordero recientemente en nuestro canal de Youtube, la figura de Naby Keita no ha terminado de hacerse un hombre fuerte en el ‘XI’. Pero eso podría estar a punto de cambiar. Ya no solo por estar ganando minutos con continuidad, sino porque su perfil no existe dentro de la plantilla y ahora parece más necesario que nunca.

Keita, con su desborde, puede superar líneas en conducción

En esta fase de la temporada, al Liverpool le están entregando la pelota durante mucho más tiempo. Ha sido también parte del proceso, por otro lado, que el líder de la Premier sepa convivir, interpretar y dominar escenarios así, pero la mayoría de equipos no alternan ni mezclan: ceden balón, dejan salir a los centrales y esperan muy atrás, manteniendo concentración y efectivos en zonas cercanas al portero. Ante esa situación, el Liverpool coloca sus dos laterales siempre por delante de la zona de centrales y del mediocentro para tener pases diagonales, progresivos, que a su vez sean de seguridad, con tal de que el rival no enfoque su defensa incondicionalmente sobre el carril central. Lo que ocurre es que, como hizo el West Ham, sí iguala en número, por dentro, los pases más importantes, los que dan o reciben Firmino y Salah, sus jugadores más diferenciales.

Ante una circulación de balón más resentida, el Liverpool puede encontrar la segunda de las aristas que hizo ver el fichaje de Naby Keita como un acierto. Si de primera mano Keita es formidable en las transiciones, su figura ante una defensa organizada crece cuando puede superar líneas con regate. Si el rival consigue fijar y saber sufrir ante la movilidad del trío atacante, la medular de Klopp, la línea menos creativa del equipo si se tiene en cuenta que Salah, van Dikj o Firmino juegan arriba o abajo, seguramente necesite de algo de desborde para encontrar zonas más despejadas –aclarados- en sus atacantes. El Liverpool necesita que alguien atraiga una marca más para liberar una zona del campo. Y ese puede ser Naby Keita.


7 comentarios

  • Jokin 5 febrero, 2019

    Que tiene que ver Vinicius en todo eso? Supongo que será un error a la hora de subir el artículo.

    Respond
  • theblues 5 febrero, 2019

    El Liverpool atraviesa un bache claro, el segundo de la temporada. Superaron el primero bastante bien, sumando de 3 en 3 (no sin pedacitos de suerte, como en aquel derby ante el Everton), pero en este se estan dejando puntos, y la Premier se ha igualado muchisimo.

    Probablemente superaron bien el primero gracias a que el nivel defensivo del equipo se mantuvo. Ahora es verdad que da la impresion de que les falta frescura en ataque, pero en defensa son bastante mas vulnerables (solo han hecho 1 clean sheet de los ultimos 7 partidos).

    Nos espera un final de Premier apasionante…

    Respond
  • AArroyer 5 febrero, 2019

    @theblues

    Ayer el West Ham salió y finalizó demasiadas veces. El empate incluso fue bueno para Klopp, visto el partido. Plantilla tiene de sobra, eso desde luego, pero vamos a ver cómo van gestionando las exigencias con el juego. Ayer van Dijk tuvo un par de errores impropios de su jerarquía, menor concentración y contundencia. Puede que la Champions devuelva el punto de activación que va a pedir todo lo que queda.

    Respond
  • Juantelar 5 febrero, 2019

    A mí me ha sorprendido que Keïta no haya sido titular casi indiscutible. Entiendo que se tenía que adaptar, pero es que por nivel y por condiciones encaja tan, tan bien en lo que es un equipo de Klopp que se me hace raro que no haya sido "titularísimo".
    Keïta además me parece el más creativo de los centrocampistas que tiene el club. Y es un rasgo que no se suele apreciar mucho en él, porque destacan, o llaman más la atención, otros aspectos. Y además también tiene esa conducción y esa verticalidad para superar líneas de presión rivales, con un disparo desde fuera del área bastante intimidatorio, que puede venir muy bien ante defensas replegadas.

    Respond
  • Jota P 5 febrero, 2019

    Ni Keita ni Fabinho están cumpliendo las expectativas, aunque el brasileño esta rindiendo mejor. Por cierto, Ecos, ¿para cuando un articulo sobre ese muchacho Declan Rice? ayer viendo el partido (y otros tantos) me está pareciendo uno de los mejores mediocentros de la liga, y es que para solo tener 19 años y de estar en su primera temporada en la Premier ya muestra una personalidad impresionante y pinta como un futuro referente en su posición. Jugadorazo.

    Respond
  • Larios84 6 febrero, 2019

    Sumó a la aportación que pueda dar Naby Keita, el papel que pueda tener Oxlade-Chamberlain de aquí a final de temporada, tanto para la rotación en la medular red, como la llegada y el factor gol desde segunda línea que puede aportar junto a Keita

    Respond
  • Fdeprimera 6 febrero, 2019

    Cuando llegó Naby Keita en el Liverpool el pasado verano, pensé que el centrocampista guineano supondría un 'update' para los de Klopp. Un futbolista que, por un lado, se adaptaba perfectamente al fútbol de transiciones y, por el otro, aportaba un punto de creatividad en el centro del campo que, ante defensas cerradas, era un valor añadido muy a tener en cuenta, sobre todo para el día a día tan duro de la Premier.

    Lo cierto es que esto no ha sido así – aún –. Ni ha tenido mucho protagonismo ni cuando ha jugado ha estado lejos de mostrar su mejor versión, tanto de interior izquierdo en un 1-4-3-3 como de volante en ese mismo costado en un 1-4-2-3-1. Sin embargo, su equipo sigue necesitando de su presencia, sobre todo ahora que le está costando más activar a los tres de arriba cuando les toca enfrentarse a repliegues muy bajos.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.