Mohamed Salah, la medida del Liverpool | Ecos del Balón

Mohamed Salah, la medida del Liverpool

La temporada 2017-2018 de Mohamed Salah le situó entre los jugadores más determinantes del mundo, siendo parte de un proyecto liderado por Jürgen Klopp, uno de esos entrenadores que mejora a cada uno de sus futbolistas. Por eso cabe hacerse una pregunta de presente y futuro con respecto al estatus del jugador egipcio. ¿Es una estrella independiente del contexto o sigue rindiendo potenciado por la idea del alemán?


2 comentarios

  • AArroyer 19 diciembre, 2018

    La verdad es que los matices que introduce David me hacen pensar pero yo creo que la comprensión de los espacios, su control de balón, cada vez más fino, su pase corto o su capacidad para jugar de espaldas y mejorar cada jugada me hacen pensar que rendiría en cualquier equipo y en cualquier contexto táctico, saliendo a la contra o relacionándose rodeado. Es más, a mí me parece que es el verdadero motor del equipo. Firmino le viene de maravilla, sin duda, pero el crack diferencial para mí ya es Salah.

    Respond
  • Santiago Estrade 21 diciembre, 2018

    Vamos por partes porque habeis dado muchos matices y tiene chicha el tema.

    En el tema de la finura estoy con David. Siendo un superclase, no es el virtuoso del pase que pueden ser otros como Isco, Neymar, etc etc No es de los que la pone medida. A veces sigue dsndo toques mordidos o algún pase en transición que debería ir al pie y va a mefio metro. Creo que ko es slgo técnico, sinl lo que él comenta. Parece un tema de aceleración mental. De que no busca darla perfecta porque su obsesión no es la asistencia ni la construcción, sino el desequilibrio (o mejor dicho el cambio de ritmo, que es lo que me encanta que está cogiendo con el pase, ese timing de saber pararla un segundo antes de soltarla o amagar la conducción y retener) y la progresión.

    Dicho esto, me resulta difícil contener el hyper. La interpretación que está cogiendo de la posesión es brutal. Está eligiendo perfectamente cuando aglutinar desde la conducción y cuando estirar desde la recepción. Además, da la impresión de que haya hecho un stage intensivo de perfilamiento, porque ahora siempre se abre el ángulo de pase conforme culebrea, cuando antes era su principal problema, que muchas veces se cerraba el mismo las líneas de pade por buscar los carriles por los que desbordar.

    Ya hablando de su posible nivel real o contextual, creo que Klopp ha hecho al jugador, pero que éste ya ha aprendido y sería capaz de desenvolverse como pez en el agua en cuslquier equipo Top. Desde la temporada pasada, ya el Liverpool estaba matizando mucho su ataque. Y esta, con los pocos pero intensos refuerzos, se está viendo a un equipo más controlador y con las líneas mejor sujetadas. Es decir, el contexto de este Salah y el tipo de decisiones que está tomando son las mismas que se van a dar luego en el resto de equipos grandes. Y a su vez está rindiendo en planes muy diversos, como lo que comentais de ser el teórico 9 en algunos partidos (aunque irónicamente ese sea justo el rol más parecido al que venía desempeñando antes desde la banda, pero con los matices de jugar con los dos lados hábiles, de espaldas y tener 3 o 4 vigilancias siempre).

    Lo que si me tiene en duda es pensar si el hecho de ir tomando un papel más relevante por dentro puede llevarle a la mediapunta, y cómo gestionaría el eje horizontal y repartirse las alturas con los interiores cuando se incorporen.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.