Conversando con Ariel Judas sobre San Lorenzo


San Lorenzo recuperó su lugar en la élite del fútbol argentino, logró una milagrosa permanencia con Ricardo Caruso, ganó el Torneo Inicial con Juan Antonio Pizzi y, como broche de oro, levantó su primera Copa Libertadores con Edgardo Bauza. Un recorrido tan brillante como inesperado que hoy, con su debut en el Mundial de Clubes ante Auckland City, vivirá su apogeo en busca de la gloria intercontinental. Ya no están Gentiletti, Piatti o Correa, pero liderados en el centro del campo por Néstor Ortigoza y Juan Mercier buscan hacer bueno el sueño de toda su afición. Y de Romagnoli. De su historia, su recorrido, su reputado entrenador y su situación actual hablamos con el periodista argentino Ariel Judas.

 

– De forma muy general, Ariel, me gustaría que nos contarás qué es San Lorenzo en el fútbol argentino. A nivel de historia e identidad, ¿cuál es exactamente su lugar?

El fútbol argentino, históricamente, tiene una discusión sobre si hay cinco o seis grandes. Es un debate bastante zanjado, pero sigue habiendo partidarios de ambas concepciones. Digamos que el quinteto, que es la opinión más establecida, está compuesto por River y Boca, los dos de Avellaneda, que son Independiente y Racing, y por supuesto San Lorenzo. Ese es su lugar. Quien agrega un sexto grande histórico suma a Huracán, que es el equipo del barrio de Parque Patricios, muy cercano al barrio de Boedo, en Buenos Aires, donde está San Lorenzo. Existe una gran rivalidad entre ambos clubes, pero ésta ha quedado un poco lastimada o diluida por, digamos, el comportamiento muy irregular que ha tenido Huracán en las últimas dos décadas, donde ha bajado y subido muchas veces.

– Al igual que con el Vaticano desde su bautizo, San Lorenzo siempre ha tenido una estrecha unión con España, ¿no Ariel? De hecho, años después de la Guerra Civil, al equipo lo lideraba Ángel Zubieta como capitán e Isidro Lángara como ilustra goleador. Y, si no me equivoco, te he leído en Twitter comentar que tu abuelo, cuando llegó de España, se hizo de inmediato hincha de San Lorenzo.

Exacto. Mi abuelo es un caso extraño porque él era hijo de españoles, nació en Argentina un poco de casualidad, donde vivió hasta los tres años antes de volverse a España otra vez con sus padres. Luego regresó tras la Guerra Civil, emigrando. Era argentino de nacimiento y español de crianza, por decirlo de alguna manera. Y sí, él era aficionado del Barcelona, así que cuando llegó a Buenos Aires, tratando de emparentar un poco los colores de su equipo en España, se hizo de San Lorenzo. En esos momentos, además, el club de Boedo estaba muy bien. Era un equipo muy competitivo, que ganaba ligas y demás. Era una asociación bastante fácil, supongo. Sea como fuere, muchos emigrantes españoles han elegido, principalmente, a dos equipos en Argentina: Independiente y San Lorenzo. Al menos, mi experiencia personal es esa. Hay muchos, muchos españoles que llegaron y, de una manera bastante rápida, adoptaron esos equipos por lo que comentas.

– Ya llegando al presente, ¿qué significó el título que logró Juan Antonio Pizzi? Entiendo que, tras el descenso, fue muy especial. Y, encima, a los pocos meses llegó la noticia definitiva de que, por fin, San Lorenzo volvería a Boedo gracias a la ayuda de sus socios que tanto lucharon por ello. De repente, todo le comenzó a salir bien a los cuervos.

El título que obtuvo Pizzi fue una gran culminación a una tarea que comenzó la actual directiva salvando al equipo del descenso in extremis. Hoy está jugando el Mundial de Clubes y hace unos poquitos meses ganó la Copa Libertadores, pero San Lorenzo hace 18-24 meses estaba luchando por no bajar de categoría otra vez. Y estuvo muy, muy cerca de hacerlo. Lo evitó un rescate que hizo esta directiva al contratar a Ricardo Caruso Lombardi, un especialista en estos problemas de permanencia. Una vez se consiguió ese objetivo, trajeron a Juan Antonio Pizzi y el resultado, evidentemente, fue bastante rápido y muy bueno. De hecho, su título es el que posiciona a San Lorenzo en dicha Libertadores, que San Lorenzo ya gana de la mano de su nuevo cuerpo técnico.

– Hablemos del nuevo cuerpo técnico: ¿quién es Edgardo Bauza y cuánto mérito tiene en que el club de Boedo levantase su primera Libertadores? Te pregunto esto, sobre todo, porque para el gran público europeo no es más que un absoluto desconocido, pero Bauza en Sudamérica tiene una trayectoria brillante que, supongo, viene acompañada de un muy buen caché. En Quito, además de ganar otra Libertadores, levantó otros tres títulos continentales. Una barbaridad.

Es un técnico que, incluso en Argentina, no es lo suficientemente valorado y apreciado. Quizás este título de la Libertadores con San Lorenzo le posicionó más. Bueno, quizás no, seguro que lo dejó mejor posicionado. Hoy te diría que está entre los cinco o seis entrenadores más respetados por el aficionado general de la Primera División argentina. Antes de esto era un DT que venía con la fama de ser un tipo muy serio, muy exigente en los entrenamientos, muy disciplinado, muy capaz de motivar a sus jugadores… Con el simple hecho de ver cómo rindió su Liga de Quito en la Libertadores que ganó, uno podía apreciar la capacidad de comerle la cabeza a sus propios futbolistas. Una cosa que también pasó con San Lorenzo. Si uno analiza fríamente el plantel con el que ganó la Copa Libertadores, ve como no había ningún jugador espectacular. O, a lo mejor, tenía uno o dos, pero todavía en formación. Es decir, Edgardo Bauza tiene un gran mérito en este éxito.

Curiosamente y, para mí, de manera injusta, él es catalogado en Sudamérica como un técnico amarrete, defensivo y no demasiado vistoso a la hora de plantear juego con sus equipos. Algo que, evidentemente, es muy respetable y que, de hecho, le ha llevado a ser cortejado por alguna que otra federación sudamericana que todavía no ha terminado de resolver la posición de su seleccionador. O sea que, dependiendo de como acabe su Mundial, puede cambiar de lugar. Aun así, se supone que Bauza renovaría estando en Marruecos. Es un poco raro esto, pero parece que San Lorenzo ha montado una operación para llevarle el contrato y los papeles para terminar de firmar su renovación con la que seguiría un par de años más en Boedo. Y es que, a día de hoy, entre los entrenadores de ligas sudamericanas, Edgardo Bauza seguro que es un entrenador top 3 o top 5. Realmente es muy bueno.

– Decías que se le suele catalogar como un técnico defensivo, pero quizás sería más correcto decir que sus equipos son muy competitivos y muy pragmáticos. La solidez, el oficio, el control y esa forma de competir definen bien Bauza como entrenador y, por supuesto, a su San Lorenzo.

Es correcto. Es pragmático más que defensivo. Es decir, cuando se puede atacar de una forma más lírica, él no se niega a eso si lo cree necesario. Cuando hay que ser cauteloso para conseguir su objetivo, pues también lo es. Yo recuerdo que su Liga de Quito tenía laterales muy buenos y muy ofensivos al estilo, prácticamente, del fútbol icónico brasileño de los setenta y de los ochenta. Así que de defensivo su Liga de Quito no tenía absolutamente nada. Sabía defender, que es otro tema. Sus jugadores eran muy buenos defendiendo.

Y en San Lorenzo también ha habido mucho de esto, aunque yo creo que el equipo de Liga era superior si lo comparamos con el vigente campeón. Pero, bueno, lo importante es que Bauza es un tipo que sabe plantear muy bien los partidos, que no se le caen los anillos si debe reescribir un poco su libreto habitual o preferido, y que sabe jugar torneos de este tipo, de playoffs, como podría ser la Libertadores o como puede ser el Mundial. Sabe plantear cada partido como una cuestión diferente.

– Además de competitivo y pragmático, como comentamos, ¿cómo es su San Lorenzo que campeona en la Libertadores? A mí, en los partidos que he ido revisando, lo que más me ha gustado es su organización y orden. Tanto en lo colectivo como en lo individual y tanto en lo defensivo como en lo ofensivo. Da la sensación de ser un equipo muy bien trabajado y, sobre todo, que fue creciendo durante el proceso, porque su fase de grupos fue bastante mediocre.

Tal cual. Por poco San Lorenzo no logró superar el Grupo 2. Se quedó muy cerquita de ser eliminado. Luego, a partir de entrar en octavos de final, las cosas comenzaron a mejorar. Esa eliminatoria que hace ante Gremio ya le comienza a dar otro tipo de respeto o de consideración de parte de los rivales. Ahí cambió todo, pero la fase de grupos, como dices, la pasó con lo justo o menos, porque incluso llegó a depender de otros resultados.

Definiéndolo como equipo, diría que el San Lorenzo de la Libertadores fue un equipo muy inteligente. Sobre todo en las eliminatorias. En fase de grupos no me decía nada, por esto que comento, pero tras enfrentarse a Gremio y a Cruzeiro fue dejando detalles muy interesantes. Fue un equipo muy, muy consistente frente a los brasileños, sobre todo ante Cruzeiro, que fue quien terminó ganando la liga más importante de Sudamérica a día de hoy. Así que sí, lo definiría como un equipo muy inteligente, muy táctico, que sabía qué debía hacer y cómo debía enfrentar esos partidos de 180′. Lo tenían muy claro, tanto el cuerpo técnico como los jugadores.

– Lo llamativo es que lo tuviesen tan claro cuando el San Lorenzo de Bauza no se parece demasiado al de Pizzi, ¿no? El del “Lagarto” era un equipo con “más finalizadores que armadores”, que buscaba ser protagonista de una forma más intensa y vertical con una presión que asumía muchos riesgos. Pasaban más cosas en sus partidos, ¿no? El San Lorenzo de Bauza, con o sin balón, controla bastante más lo que sucede. Sólo hay que ver el partido en Paraguay ante Nacional.

Absolutamente. Pizzi es un técnico de vértigo. Le gusta y se siente cómodo jugando en una posición de vértigo. Es decir, defendiendo en una situación extrema o atacando con muchos jugadores para poner al rival en una situación extrema. Sabe manejarse en ese ambiente. Ya lo vimos en Universidad Católica de Chile, un ejemplo casi perfecto de ese equipo que parece anárquico pero que, en el fondo, no lo es. Y a Edgardo Bauza le gusta mucho más el control. Evidentemente, estoy de acuerdo contigo: la capacidad de dominar la pelota de mitad de campo para arriba es un punto que se puede asignar como característica de ese San Lorenzo que ganó la Libertadores. Lo que pasa es que, aunque quizás no sea un jugador tan valioso si uno analiza fríamente su historial y su carrera, ha perdido a Ignacio Piatti, un futbolista imprescindible en el sistema de Bauza. Probablemente él, individualmente, no vuelva a repetir su rendimiento como “cuervo” en otro equipo. Era el futbolista perfecto para ese equipo de San Lorenzo que planteaba Bauza en los partidos de eliminatoria. Y lo ha perdido.

– Supongo que también tiene mucho que ver Néstor Ortigoza, que con Pizzi era suplente. Ahora, junto al veteranísimo Mercier, forma un dúo en el centro del campo que define bastante bien al equipo por su orden y equilibrio. Sobre todo porque, a priori, podía ser más endeble sin balón de lo que realmente es.

Si hubiera continuado Pizzi o si hubiera llegado otro técnico de un perfil diferente al de Bauza, probablemente hoy Ortigoza no estaría en San Lorenzo. Estaría en un equipo importante del fútbol argentino, seguro, porque es un jugador bastante apreciado. Le hubiese venido bien en ese momento a Racing y hoy le vendría bien a Boca, por ejemplo. Podría encajar perfectamente en equipos fuertes ya mismo. El hecho de que haya llegado Bauza, que evidentemente sabe utilizar a jugadores de este estilo, hizo que él se quedara y renovara. Prácticamente, podemos esperar que, acabe o no su carrera allí, lo lógico es esperar que esté con la camiseta de San Lorenzo todo el tiempo útil que le resta.

La dupla Ortigoza-Mercier, ya desde que estuvieron juntos hace bastante tiempo en Argentinos Juniors, es una de las mejores parejas de volantes centrales de los últimos 20 años del fútbol argentino. Se conocen a la perfección, se saben complementar… Son muy, muy, muy buenos. Y Bauza, como era evidente, lo que no ha querido hacer es desarmar algo que, potencialmente, funcionaba bien por más que Pizzi no lo utilizara demasiado.

– La defensa fue otro de los baluartes del San Lorenzo campeón, porque salvo el partido de ida ante Bolivar todo fueron resultados cortos y bajos. Primó mucho el 1-0 o el 0-1. Pero ahora ya no están ni Gentilleti ni Carlos Valdés, que se perdió por el camino. ¿Notas que se ha debilitado en el aspecto individual el centro de la zaga? ¿O Mario Yepes está compensando con su talento estas ausencias?

En teoría la última línea de San Lorenzo es más débil con esas bajas que has comentado. Mario Yepes ha dejado poquito todavía en el fútbol argentino. Ha jugado sólo un puñado de partidos. No hemos visto demasiado. Yo creo que le han ido guardando, reservando y preparando para llegar bien al Mundial de Clubes. Es una apuesta un poco arriesgada, aunque aparentemente está bien, va a jugar y va a ser titular en el debut de San Lorenzo. Pero todavía no sabemos bien cuál es el grado de entrega o de rendimiento que puede tener. Nos queda el Yepes del Mundial, que dejó una buena imagen y esto fue hace bien poco, así que al menos uno tiene que suponer que debe estar bien y que puede jugar un partido, por ejemplo, contra el Real Madrid sin desentonar demasiado. Pero lo tenemos que ver todavía. No lo sabemos a ciencia cierta.

Lo que sí creo es que, más allá de los problemas de defensa, que un poco se han ido solucionando, todo el equipo en las últimas cuatro o cinco fechas del Torneo de Transición de Argentina ha mejorado bastante. Comenzó muy mal, digamos que hasta el 60% o 70% de la liga la imagen era muy mala, pero se rehizo bastante en las últimas semanas goleando a Estudiantes, ganando a domicilio a Vélez en la última jornada, tiene un 4-0 ante Belgrano que también es importante, la victoria contra Boca… O sea, algunos resultados que, más allá de darle moral de cara al viaje a Marruecos, nos presenta una imagen un poco mejorada de lo que inmediatamente después de la Libertadores nos dio San Lorenzo de Almagro. Entonces parecía un equipo sin rumbo, totalmente desconcentrado y muy fuera de foco para este objetivo del Mundial de Clubes, que en teoría era su principal reto en este semestre.

– Es que, además de los dos centrales, tras la Libertadores también se perdió a Ángel Correa, que ahora lo tenemos por Madrid, y a Ignacio Piatti, que como has comentado era capital y se fue a la MLS. ¿Cómo se ha repuesto San Lorenzo tras perder esta dosis tan importante de calidad, desequilibrio y chispa? El equipo de Bauza es pragmático y de resultados bajos como hemos precisado, pero al final el detalle decisivo lo solían colar ellos. Sobre todo Piatti desde la izquierda.

Sin duda. Yo creo que todavía no ha recuperado ese rendimiento ofensivo. Si comparamos el equipo campeón con este equipo que hoy debuta en el Mundial de Clubes, todavía el equipo campeón es más fuerte. San Lorenzo trajo a “Pitu” Barrientos con la esperanza de que fuera el reemplazo de Piatti, pero por algún motivo, porque físicamente parece estar bien, de momento no ha logrado conectar del modo que la gente esperaba o suponía que podía hacer. Y arriba, además, San Lorenzo ha tenido la mala suerte de sufrir muchas lesiones después de la Copa. Tiene delanteros que son buenos, como Mauro Matos, que ha sido muy, muy efectivo para el equipo, pero que las lesiones y algún bajón anímico lo han ido apartando de la titularidad. Si a esto le sumamos que no han encontrado a un jugador con la capacidad y las cualidades de Ángel Correa, pues evidentemente se puede decir que San Lorenzo ahora ataca un poco peor y es menos resolutivo.

De todas formas, lo que también creo que ha pasado con ese equipo campeón de la Libertadores es que, tal vez, el hecho de que haya ganado un título, que de por sí es un mérito enorme, nos hace ver mejor al conjunto de lo que realmente quizás era. Creo que todos los jugadores de ese plantel dieron el 120%. Sobre todo en la parte final. Y, bueno, por algún motivo, a lo mejor no pueden volver a ese mismo nivel los que aún permanecen en el plantel. Entonces, claro, es posible que este San Lorenzo 2014 haya dado su punto más alto de rendimiento en cuartos, semifinales o final de la Libertadores. Es una duda que tengo. No sé si Bauza puede, de alguna manera, reformular la pócima para que los jugadores vuelvan a rendir de esa forma.

– Es cierto que Mauro Matos ha ido bajando su rendimiento, cuando había sido máximo goleador y máximo asistente de San Lorenzo en la Libertadores, pero a cambio Bauza ha recuperado de una grave lesión a Martín Cauteruccio. El uruguayo, al ser un delantero menos de área que Matos y ser más autosuficiente, quizás puede compensar ese problema de no contar con Correa. Al menos ganas metros de acción arriba, que es lo que también te daba Ángel como segundo punta.

Cauteruccio se busca mucho más la vida y es capaz de generar ocasiones por sí mismo, es cierto. Estoy totalmente de acuerdo. A Mauro Matos le cuesta bastante más esto. Veremos qué ocurre, en líneas generales, con este San Lorenzo. Tengo una incertidumbre bastante grande. Si no fuera por esa reacción un poco “in extremis” que tuvo en el campeonato nacional, tendría un presentimiento bastante pesimista con lo que puede pasar en el Mundial. En las últimas semanas, el empuje anímico que ha significado la despedida de los hinchas en el aeropuerto de Ezeiza fue algo brutal. Quizás en otros tiempos Boca o River hayan tenido una despedida de este tipo cuando iban a jugar una Intercontinental, pero hacía mucho que yo no veía algo similar. De algún modo, todo eso se va pegando en la cabeza de los jugadores y, aun con las bajas, la inercia es positiva.

– Al menos, sin Piatti y sin Correa, la banda derecha de San Lorenzo ha cogido más importancia, ¿no? A mí Buffarini y Villalba me parece una pareja muy interesante y complementaria. Además, como me decía Martín Castiñeira, seguramente sean los que más potencial tienen y no extrañaría verles pronto por Europa.

Sí, sí, la han ido cogiendo. Y esto que mencionas de un futuro europeo o de una posible salida de San Lorenzo es otro tema que va a tener que abordar la directiva de San Lorenzo en cuanto acabe el Mundial. Ya hay tres o cuatro jugadores del actual plantel que tendrían ofertas de equipos fuertes de Brasil, alguno de México, la MLS que se está volviendo un mercado muy importante para los argentinos… O sea que Bauza, o quien venga, va a tener trabajo para armar el equipo de cara a la Libertadores de 2015.

– Acompañando a Cauteruccio, sea por detrás o sobre todo desde la banda, está un “Pipi” Romagnoli que es más que un jugador para su equipo. De hecho, seguramente no hay nadie en el Mundial de Clubes con tantas ganas de levantar el título como él. Viene de estar lesionado y no se sabe si podrá ser de la partida, pero Leandro ha hecho todo por estar aquí. Incluso romper algún que otro precontrato…

Con el Bahía, sí. Ha sido un lío un poco raro. El equipo ganó la Libertadores, él ya tenía firmado el precontrato con los brasileños, la cláusula de salida era medio millón de euros, que aún no se sabe bien que lo ha puesto, si el jugador o si San Lorenzo le ha ayudado un poco… Pero sí, es un jugador símbolo. Y esto en Argentina es muy importante. Así como Diego Milito ha llegado ahora y casi de la nada se ha convertido en el símbolo de Racing, como hizo también Maxi Rodríguez en Newell’s o como era Juan Román Riquelme en Boca, pues el “Pipi” Romagnoli lo es de San Lorenzo. Se le perdona todo, se le disculpa todo y, bueno, la contrapartida es que todavía tiene chispazos de enorme calidad que, a partido único ante un equipo europeo, pueden darle algo de magia al equipo.

– Su historia nos viene a decir el valor que se le da al Mundial de Clubes en Sudamérica, ¿no? Es una oportunidad de prestigio mayúscula. Y la ilusión que despierta en los jugadores es más que palpable.

Para el hincha argentino y, aunque no puedo hablar de otros países, me atrevería a decir que también en Uruguay, en Colombia y, probablemente, en Chile, la Libertadores lo es todo. Para el jugador y para el hincha. Para todos. Éste es un torneo muy complicado en el que, al margen de las dificultades técnicas y tácticas, son viajes larguísimos en condiciones a veces no demasiado buenas y en terrenos muy hostiles que muchas veces no están preparados para albergar fútbol internacional. Tiene mucho de mística y de romanticismo. Y ganarla, para colmo, te da la opción de ir al Mundial, que lo prolonga.

La gran ilusión que tiene el hincha argentino en este caso, cuando clasifica a su equipo a una Intercontinental o un Mundial de Clubes, es ese hecho imposible de jugar ante un Bayern, un Real Madrid o una Juventus. Se produce esa vez, si tu equipo gana la Libertadores, y es probablemente la única vez que veas a tu club jugar en competición oficial contra uno de esa envergadura de Europa. Por eso se lo toman casi como un compromiso casi de selección.

No hablemos de patria, porque no tiene que ver y seguramente un hincha de River desea que Boca pierda, al igual que en el otro sentido, pero para una afición, para el periodismo, para los jugadores y para los técnicos, el hecho de llegar desde Sudamérica y poder plantarte cara a cara con un grande de Europa es algo que atrae muchísimo, motiva muchísimo y genera muchísima ilusión. Esto ha servido en muchas ocasiones como herramienta a favor por parte de los equipos sudamericanos que, en teoría, van en inferioridad de condiciones frente a los europeos.

– Edgardo Bauza comentaba que le encantaría jugar la Final contra el Real Madrid. Poniéndonos en la situación de que esto sucede, siempre respetando a Auckland City, por supuesto, ¿podría su trabajado sistema contener a los de Carlo Ancelotti? ¿Crees que Bauza plantearía un repliegue en base a esa competitividad? En principio, al menos por forma, es un equipo preparado para, al menos, competir contra el campeón de Europa.

En el papel resulta complicado ver a San Lorenzo de Almagro saliendo campeón del Mundial de Clubes, pero he visto muchas veces en este tipo de competiciones, sobre todo cuando era Intercontinental, casos casi imposibles que se han dado a favor de equipos sudamericanos. Yo soy hincha de Vélez, por ejemplo, y en el año 1994, cuando clasificó para jugar la Intercontinental contra el Milan, todo el mundo estaba muy contento pero los que viajaron a Japón lo hicieron, bueno, “para hacer turismo”. Nadie pensaba que Vélez pudiera ganar al Milan en su mejor época. Y se dio. Por eso no descarto que San Lorenzo pueda dar la sorpresa, aunque honestamente me parece muy complicado porque hay muchas diferencias. Creo que el hincha argentino, el hincha “cuervo”, se vendría contento si llega a la final y plantea un buen partido en el que el Real Madrid no se lo llevase por delante.

En cuanto al plan de Bauza, estoy seguro de que San Lorenzo no se regalaría. Se lo pondría muy complicado al Real Madrid. Incluso apelando al juego duro, tal vez. No lo sé, habría que ver cómo se desarrollaría el partido, pero la intención de Bauza no sería poner las cosas fáciles al Real Madrid. Intentaría evitar que hiciesen su juego, replegando con un 4-4-1-1 o un sistema similar. Algo que ya ha intentado en algún momento de liga argentina, por cierto, supongo que pensando en esta cita del Mundial. Sí, en definitiva, creo que veríamos a un San Lorenzo muy metido en su terreno y tratando de disparar a algún volante o a sus delanteros para crear peligro al equipo de Ancelotti.

– Muchas gracias por estar con nosotros en “Ecos del Balón” viviendo este Mundial de Clubes. Un placer hablar de fútbol argentino contigo, Ariel.

Igualmente, Miguel. Muchas gracias por invitarme.

 

Referencias:
twitter.com/arieljudas


12 comentarios

  • @MarcGallagher74 17 diciembre, 2014

    San Lorenzo es un equipo serio, no se deshacen, no tienen desajustes importantes. Si le ganan es porque el rival es mejor, más allá de la evidencia, porque conceden poco. Se adaptan bien a diferentes escenarios. Bauza en el último tramo del curso, con el equipo muy enfocado con el Mundial de Clubes, ha utilizado diferentes dibujos para ver cómo respondía el grupo, y ha encontrado una línea de juego ascendente. Si llegan a la final ante el Madrid, también opino que van a intentar ponerle intensidad al encuentro con muchos hombres siempre entre el balón y la portería. En ese plan Yepes y Mercier serán vitales, el primero porque su talento en defender en el área se presenta como el princiapl argumento de los suyos para aguantar envites constantes; y el segundo porque tácticamente es el jugador más capaz para compensar los espacios entre líneas y a la vez para iniciar la transición ofensiva, tiene un buen manejo para soltar tras recuperación. Aunque el mejor lanzador es Pipi Romagnoli, a lo interior Villarreal que comentábais el otro día, ojalá llegue porque su figura merece estar en un evento de estas dimensiones.

    Yo espero un San Lorenzo más pragmático que tirará de salidas directas con la conducción de Verón (muy rápido pero atolondrado) y la profundidad de Cauteruccio en sus caídas a los costados. En construcciones más cerebrales casi siempre es protagonista Buffarini en el lado derecho, aunque con Cristiano e Isco en esa zona habrá que ver cómo y cuánto sube. Villalba venía siendo el principal revulsivo del equipo, y ha dejado buenas actuaciones en ese rol, por lo que Barrientos tiene más números para estar de la partida.

    San Lorenzo sabe sufrir. Es un equipo que historicamente ha sido un "pupas" en Argentina (hay mucha burla sobre su desempeño ante el Real) y el equipo tiene gen de "sufridor". Solo hay que ver el aliento de los hinchas en estos días, Ortigoza, que tiene una facilidad asombrosa para conectar con la hinchada, ha incidido mucho en que están con unas ganas tremendas de disputar el Mundial y que no le temen a nadie. En la retina queda el último partido ante Vélez donde durante muchos tramos estaban realmente asediados, pero a pesar de eso seguían transmitiendo control en esa situación, los cuervos no se vuelven locos. Yo espero que, a pesar de la gran diferencia de nivel, compitan.

    Respond
  • Abel Rojas 17 diciembre, 2014

    Gigante Ariel Judas.

    "La dupla Ortigoza-Mercier, ya desde que estuvieron juntos hace bastante tiempo en Argentinos Juniors, es una de las mejores parejas de volantes centrales de los últimos 20 años del fútbol argentino. "

    Adoro a Néstor.

    Por cierto, ¿de velocidad cómo anda Romagnoli? Intuyo que justito.

    Respond
  • Abel Rojas 17 diciembre, 2014

    @ MarcGallagher

    He sido muy fan de Yepes, pero el Madrid me parece un rival terrorífico para él. Es un equipo que no permite pillar referencias, la movilidad es demasiado frecuente y rápida. No sé cómo se adaptará.

    Ayer el Maza Rodríguez las pasó canutas.

    Respond
  • @migquintana 17 diciembre, 2014

    @MarcGallagher

    Yo creo que, con todo, terminarían compitiendo contra el Real Madrid de clasificarse. Por la esencia del equipo. Y por la capacidad que puede tener Edgardo Bauza de retrasar el ''típico'' 1-0 que podría condenar el partido de San Lorenzo. Lo único es que habría que ver cuanto podría producir Cauteruccio ante Ramos & Pepe, porque aunque sea más autosuficiente que Matos… dudo que de tanto a su equipo como ayer hizo Pavone en ciertos momentos.

    @Abel

    Justito, justito. Ahora mismo, Romagnoli es lo que te imaginas.

    Por cierto, échale un ojo hoy a los dos laterales (Buffarini & Mas). Son chicos interesantes. Seguramente el día del Real Madrid puedan quedar lastimados ante Cristiano Ronaldo, Karim Benzema y Gareth Bale, pero a mí me parecen futbolistas muy extrapolables a Europa. Sobre todo a la Liga BBVA. Más de un equipo, como podría ser el Getafe en la derecha o el Espanyol en la izquierda, ganaría bastante con alguno de ellos ocupando sus bandas.

    Respond
  • Uruguayoafull 17 diciembre, 2014

    Yo creo que competirán hasta el 0 a 1 después de eso se acabo el partido, hay que ver si llega ese gol pero la veo muy complicado para el equipo de Boedo.

    Respond
  • dac84 17 diciembre, 2014

    no os parece que en muchas fases del partido de ayer , tanto en transicion defensa-ataque , sobretodo en ataque posicional como en la salida del balon , el real madrid ataca y se posiciona en un 1-2-3-5 como en los primeros meses de la temporada de la liga de los records de mou? . y que lo hace posible que tanto Marcelo como Carvajal ocupen todo el carril ofreciendo una tremenda profundidad , que permite a la vez tanto a Bale como a Cristiano irse por dentro gracias a la movilidad que tienen .
    que opinais , me dio esta sensacion ayer?

    Respond
  • hola 17 diciembre, 2014

    CASL es un equipo muy trabajado y creo que en la final(si pasan) puede ser un equipo muy peligroso para el Madrid. Me imagino un 4-3-3 con trivote(Mercier-Ortigoza-Kalinski) con 2 hombres bien abiertos y arriba Cauteruccio arreglandose la vida el solo. Recordemos que Bauza metio a LDU en la final y ese equipo compitio bien contra el United.

    Respond
  • nexus_dum 17 diciembre, 2014

    Visto el nivel mostrado en el partido de hoy… Me parecen un equipo sorprendentemente flojito.El partido de hoy a sido nivel tercera división,fácil.

    Respond
  • Meursault 18 diciembre, 2014

    @hola @nexus_dum

    Por un partido no se puede juzgar, pero por lo visto hoy…el San Lorenzo tendría problemas para mantenerse en un par de grupos de 2ºB española. Vaya castaña pilonga. El Madrid no debería tener problemas para meterle un saco.

    Que pena la pérdida de nivel que ha sufrido el fútbol sudamericano en general, y el argentino en particular. Unido al aumento de nivel y recursos económicos de los grandes clubs europeos, hay un desequilibrio brutal.

    Me acuerdo esa final de la Intercontinental 2000, lo competido que estuvo ese Madrid – Boca… con Riquelme, el doblete de Palermo…o incluso la del aguanís de Raúl en los minutos finales para lograr la victoria contra el competitivo Vasco da Gama de Juninho Pernambucano.

    Lo dicho, una pena la verdad…

    Respond
  • hola 18 diciembre, 2014

    La explicacion al mal partido de San Lorenzo creo que tiene una explicacion sencilla, a la hora de llevar la iniciativa es algo que le cuesta mucho al equipo de Bauza y mas sin su jugador mas creativo y magico que es Romagnoli. El guion de juego vs Madrid y el papel secundario hara que el equipo de Bauza se sienta mas comodo, es un equipo hecho para no ser protagonista. Creo que el sabado veremos otra version diferente, un equipo que defendiendo y saliendo en velocidad es mas peligroso. Sin la obligacion de ganar ni la presion como la tenian en el partido vs Auckland.

    Respond
  • hola 18 diciembre, 2014

    hola

    Romagnoli en buen nivel, porque se recupera de lesion y no esta al 100%.

    Respond
  • politojose 31 diciembre, 2014

    El "bajon" del futbol sudamericano se fundamenta en cuestiones económicas y no futbolisticas. Siendo sinceros si los futbolistas se quedaran en sus paises la liga mas fuerte del mundo seria la brasileña y luego la Argentina por cantidad y calidad de jugadores. El traspaso de nuestras ppales figuras al futbol europeo también dificulta la practica en el seleccionado q ve x ello afectado su desempeño.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.