Un libro abierto

La lectura está un poco sobrevalorada como proceso enriquecedor del espíritu. Sin ir más lejos, presenta algunas deficiencias frente a su irreverente prima, la escritura. Mientras la segunda nunca deja de ser una opción libre de toda coerción, la primera es proclive a depender de un factor externo. Por ejemplo, de una autoridad que decida qué se debe leer o de la simple disponibilidad de unas u otras lecturas. Leer por leer, leer cualquier cosa o leer lo que te ordenan no siempre es útil o, por lo menos, no siempre es lo más conveniente. Una certeza amarga para el futbolista al que, expuesto a un rol que no domina en medio de gran tensión competitiva, se exige una lectura aguda del texto en cuestión.

Al margen de las razones que llevaran a Carlo Ancelotti a renunciar a Illarramendi ante la ausencia de Xabi Alonso, la elección de Sergio Ramos como mediocentro presentaba riesgo y justificación: más versátil que Pepe para cerrar un mediocampo que aspira a mezclar discursos, el andaluz no conoce la posición y naufragó en la interpretación de un rival que le negó la referencia esperada: sito Messi más a la derecha, a falta de mayor empaque a Cesc nunca le falta dinamismo. El catalán apenas compareció ante un mediocentro novel que, confuso, dio un paso atrás al amparo de esa línea defensiva tan familiar. Un libro abierto para Iniesta, que estos días escribe poco pero raras veces tiene un no para una lectura de su agrado.

31 comentarios

  • javi15195 27 octubre, 2013

    Gran artículo Marc. La verdad que no entendí la alineación de Sergio Ramos como mediocentro. Más allá de que no es su puesto y todo eso, no sé qué cualidades del sevillano quería Ancelotti para que reluciesen en la posición de 5. Primero, este hecho permitió a Carlo alinear a Pepe como central. El tío es bueno en el achique y rápido al corte, al igual que Varane. Lo que pasa que el portugués no te permite una salida limpia desde atrás. En ocasiones buscó la peor opción y otras podía haber filtrado algún pase sin apenas riesgo, pero jamás lo hizo. Sergio Ramos es el central con mejor salida y sin embargo Carlo lo ubica por delante de la zaga, perdiendo un efectivo en la zona de iniciación ( buen jugador con el balón conducido y con cambios de orientación en la primera fase del juego) y creación (le sobran segunditos con balón, justo lo que no tienes en ese puesto) . Creo que Illarra hubiese sido la clave. Y no te digo ya Xabi Alonso.

    Respond
  • @RdGarca 27 octubre, 2013

    Es que el pobre Sergio no entendía que hacer. Fue una temeridad de Ancelotti ponerlo ahí y menos en este partido. Y encima se sacó una tarjeta que ya hacía obligatorio cambiarlo. Que entrara Illaramendo mejoró al madrid por el simple hecho de que así si tenían un mediocentro.

    Respond
  • Abel Rojas 27 octubre, 2013

    @ Javi15

    También hay que decir que Ramos jugó con el Madrid "miedoso" y reservado y que Illarra entró cuando su equipo ya estaba on fire y lleno de confianza. Anímicamente fue una situación más cómoda.

    @ RdGarca

    "Que entrara Illaramendo mejoró al madrid por el simple hecho de que así si tenían un mediocentro"

    Hombre, y de que jugó muy, muy bien.

    Respond
  • @RdGarca 27 octubre, 2013

    @Abel Si, es que es muy bueno. Pero podías haber puesto a cualquier mediocentro de la Liga, y la diferencia se hubiera notado.

    Respond
  • @VGordoA 27 octubre, 2013

    El Barça está muy flojo físicamente. Pero en la primera parte aún le llega. No creo que Illarra hubiera podido aguantar todo el partido.

    La idea no era mal, creo que Sergio puede jugar ahí. Pero los experimentos con gaseosa, estas cosas tienen que estar ya muy probadas para jugar un clásico.

    Respond
  • javimgol 27 octubre, 2013

    Para mí Ramos y no Illarra es la clave del partido. O al menos, el factor más importante. Así de claro.

    Respond
  • @migquintana 27 octubre, 2013

    @javi15195

    No sé si será exclusivamente por la sobrecarga de Illarramendi, pero a mí también me sorprendió mucho la decisión… y más con el plan que vimos. No sé, esperaba algo más creativo de Carlo al alinear a dos laterales muy ofensivos y un mediocentro que es central. Ahí me dejó bastante frío.

    @Abel Rojas

    Mejor con balón que sin él, de nuevo, ¿no? A mí me gustó bastante porque dio mucha fluidez a la circulación, redujo al mínimo las pérdidas, dio sentido a los cambios de orientación… todo muy Illarramendi, pero sin balón hubo otro par de ocasiones en el que salió y dejó a uno de los atacantes del Barcelona, no sé si Iniesta, de cara a la defensa madridista. Esto debe ser cuestión de Carletto, porque me extraña que de Donosti a Madrid a Illarra se le haya olvidado tomar decisiones de forma correcta.

    @VGordoA

    Yo no vi al Barcelona mal de físico, la verdad. Les vi empujando cuando debieron y resistiendo cuando no podían hacer otra cosa. Creo que fue una cuestión más de fútbol que de físico, tanto por unos como por otros. Al final, ya sabemos que esto es más psicológico que otra cosa.

    Respond
  • @DavidLeonRon 27 octubre, 2013

    "La lectura está un poco sobrevalorada como proceso enriquecedor del espíritu"

    Glups… Las cosas que dice este Marc.xD

    Por cierto, detalle clave: fijaros en el gol lo que tarda en arrancar Ramos hacia Iniesta. Jugada de mediocentro natural que tarda muchísimo en leer, quedándose en tierra de nadie sin influir sobre nada. Vamos, cosa normal, Sergio no es pivote. Ahí se noto. Cuando quiere corregir Iniesta ya está donde pretende. Que tampoco es que fuera jugada gol brutal, por otra parte, pero es Neymar en área chica y está claro que es una "derrota" que llegue ahí.

    Respond
  • @migquintana 27 octubre, 2013

    @javimgol

    ¿A qué te refieres exactamente? ¿A qué es más importante que esté Ramos y no Illarra? Puede ser, puede ser, pero sin personalizar en el jugador. Yo creo que al Madrid le venía faltando un mediocentro que se quedase en su sitio, que se notó cuando entró Illarramendi en el equipo aunque aún estuviera lejos del nivel de la Real y que ayer, para colmo, se notó el doble por todo lo mencionado. Yo creo que la decisión de Carletto es súper cuestionable, antes y después, pero si el de Mutriku estaba con una sobrecarga -algo a lo que es propenso, como pueden decir los txuriurdin- pues… la cosa cambia un poco.

    Respond
  • parrapome 27 octubre, 2013

    Desde mi punto de vista, ramos estuvo fuera del partido desde el inicio, en una posición extraña para el, el barsa no supo aprovechar mas esa ventaja, solo iniesta lo aprovecho, pero en pocas ocasiones. La inclusión de ramos en el once solo me lo explico, para intentar robar la pelota, pero en las acciones que lo consiguió la perdió enseguida, visto lo visto fue peor el remedio que la enfermedad. Carletto tiro la primera mitad.

    Respond
  • Ricardo 27 octubre, 2013

    Precioso el artículo Marc.

    En el rol de Ramos me sorprendió una cosa : yo ese once lo había imaginado (sin nunca llegar a pensar que Ancelotti lo alinearía), pero con una función muy distinta para Ramos : jugar de tercer central en las ofensivas del Barcelona, para tapar los huecos dejados por los laterales ultra ofensivos.
    En cambio, Ramos jugó de "Illarramendi", quiso (o tuvo) que interpretar ese rol que no conoce (aunque cualidades para cumplirlo tiene de sobra), fue a robar mucho más arriba de Pepe-Varane, y casi nunca (o por lo menos no lo vi), fue a tapar los espacios por los que llegaron el 90% de las ocasiones catalanas en la 1a parte : entre central y lateral. Y aunque ni Dani ni Marcelo jugarán más ofensivamente de lo normal (sino lo contrario), por ahí se colaron Messi y Neymar sin que nadie viniese a tapar…

    Con lo cual mi pregunta es simple : cuál es el valor añadido de Ramos ahí si es para hacer lo mismo que Illarra?

    Respond
  • Some 27 octubre, 2013

    @ Ricardo

    ¿Mayor confianza del míster? Se aludió alguna pequeña problemática física que pudiera afectar a Illarramendi como primera opción, pero en todo caso no se puede obviar que Sergio Ramos es un futbolista de más empaque y jerarquía a día de hoy. La opción extraña más por no contar con precedentes en clave madridista que por la decisión en sí, que al margen que saliera mal (así me lo parece, claramente) tenía su explicación.

    Respond
  • javimgol 27 octubre, 2013

    Si efectivamente Illarra estaba con sobrecarga, el que ha jugado en más ocasiones de mediocentro es Pepe(incluyendo algunos Madrid-Barcelona, el segundo de la Liga pasada incluso si no recuerdo mal). Ramos naufraga. Basta con observar cómo reaccionan Busquets y él tras recibir cada uno su amarilla

    Respond
  • Kay 27 octubre, 2013

    A ver, Ramos salió por que no solo es un pedazo de jugador, si no por que es carácter, madridismo (no en plan hincha, a ver, me refiero a que entiende el club, esto partidos, tiene grandeza ect,,,) y no puedes dejar a alguien así en el banco. Era o por Illara o por un central …o quien sabe si por Carvajal.

    Yo lo veo más así que otra cosa.

    Respond
  • Eduardo M 27 octubre, 2013

    Creo que lo que pretendía Ancelotti con Ramos de mediocentro fue totalmente desarmado por la presencia de Messi en banda. Y aunque no es un completo extraño a la posición (creo que con Luxemburgo jugó algunas veces ahí), el jugador más idóneo para esto, a falta de Alonso, seria Casemiro

    Respond
  • yoxter 27 octubre, 2013

    Evidentemente ayer ancelotti mostró una capacidad lectora propia de un erudito en narnia y crepúsculo xD. Hablando en serio veo que mucho le reclaman no haber jugado como lo venía haciendo mourinho. El caso es que este madrid ya del día a día había dejado de ser aquello, lo mostró ante la juve donde demostró una incapacidad total para recuperar en el medio campo. Y si los habituales no podían dar mas en ese sentido había que hacer cambios para compensar pues contra barcelona, incluso contra esta versión del barsa, no vale defenderse mal. Luego podemos discutir la ejecución pero la intención me parece en principio correcta, luego barcelona también sorprendió mostrándose muy poco interesado en el balón, entonces dió la impresión que con un once mas creativo hubiera podido hacer mucho mas como de hecho sucedió con las entradas de benzema y illara.

    Respond
  • Pablo 27 octubre, 2013

    A mi más que la lectura, lo que siempre me pareció un poco sobrevalorado es el bueno de Ramos.

    Respond
  • @FutIncorrecto 27 octubre, 2013

    No sé si a Carletto le pasó por la cabeza meter a Casemiro.

    Y me parece que en el gol de Neymar el que falta en esa jugada es Di María. Es cierto que Khedira regala el despeje, pero el pobre estuvo corriendo en toda la jugada porque siempre había jugadores libres.

    Respond
  • @migquintana 27 octubre, 2013

    @Pablo

    Pues Sergio Ramos es un buen libro, eh. 😀

    @Eduardo M & @FutIncorrecto

    A mí también me ha sorprendido que Carlo no le haya dado mucha bola a Casemiro cuando ha habido minutos por cubrir en la posición de mediocentro. Supongo que aún le ve verde, sobre todo para un Clásico, pero desde luego que hubiera sido una opción más conservadora.

    @yoxter

    Yo es que creo que a Carlo, con el balón, le daba un poco igual que Ramos estuviera de mediocentro. Pretendía vivir y pasar mucho tiempo en las bandas, que para eso puso a dos laterales muy capacitados con balón, y por el centro ya estaba Luka Modric, que se basta y se sobra.

    Respond
  • Luis 28 octubre, 2013

    Las decisiones de los técnicos siempre están fundamentadas, pues han sido meditadas y compartidas, pero no se pueden evaluar por eso, sino por su capacidad predictiva/ adaptativa al contexto real. Razonables son el 99%.

    Respond
  • Luis 28 octubre, 2013

    De hecho cualquiera podría tomar decisiones razonables en un ámbito como el fútbol, pero al técnico se le ha de exigir infinitamente más. Se elogian además los cambios de Ancelotti, pero 2 fueron obligados( tarjeta de Ramos, Bale solo 60 minutos), y en el otro a pesar de su gol para mí se equivocó.

    Respond
  • Luis 28 octubre, 2013

    El cambio de Ramos era en el descanso, seguramente. 2 minutos son oro.

    Respond
  • @DavidLeonRon 28 octubre, 2013

    @Luis

    "De hecho cualquiera podría tomar decisiones razonables en un ámbito como el fútbol, pero al técnico se le ha de exigir infinitamente más"

    Estoy de acuerdo. La cosa es no saltarse pasos. Como gente que habla de fútbol, creo que primero debemos reflexionar sobre la decisión del técnico, afrontar la lectura de la decisión desde un punto de vista humilde pero incisivo (o sea, queriendo entender por qué) y luego, con la misma humildad, ejercer la crítica (que puede ser buena o mala).

    El debate siempre es bueno. Y te digo una cosa: los mismos entrenadores se cuestionan sus decisiones. Ellos no las toman por verdades absolutas. En el fútbol eso no existe.

    Respond
  • @DomingoPrez 28 octubre, 2013

    ¿Y poner a Sergio Ramos de lateral? Un amigo y yo lo comentábamos… habría sido más lógico. Y que jugador es Illarra…

    @DavidLeonRon y @Luis

    Nada más que añadir a los comentarios. Chapó

    Respond
  • geryon 28 octubre, 2013

    Estoy en cierto sentido con @Javimgol

    Si el arriesgado cambio táctico y la presencia de Ramos en el medio condiciona que Tata desplace a Messi a la derecha y este ni marque ni asista (algo que sucede muy de tarde en tarde), ya está la mitad del trabajo hecho.

    Y si Iniesta pudo interpretar mejor o peor ese nuevo contexto, pero el primer gol es un fuera de juego roto por Pepe, una de tantas jugadas intrascendentes en que el fallo genera la ocasión y el segundo fue una genialidad, una "Maravilla".
    Sin hablar de penaltis ni nada, yo diría que el duelo táctico lo gana Carletto aunque creo que muy poca gente le ha dado ese beneficio.

    Respond
  • Adenauer 28 octubre, 2013

    Hola, muy buenas, os sigo desde hace un tiempo y hoy finalmente me animo a comentar. Lo hago porque me ha sorprendido bastante que, tanto en los comentarios al artículo sobre el FCB – RM como a éste, la opinión parece únicamente dividida entre los que consideran que situar a Ramos en el centro del campo fue un disparate (o en cualquier caso una mala idea) y quienes consideran que fue una decisión tácticamente justificada que salió mal, pero yo tengo una opinión diferente.

    Es cierto que Ramos estuvo desubicado y duro en defensa, y que en ataque contribuyó muy poco a la circulación del balón del Real Madrid (como, por otro lado, ningún otro jugador en la primera mitad): Ancelotti situó a Ramos en una posición que no era la suya, Ramos jugó mal ahí y el Madrid acabó perdiendo. Evidentemente, con sólo esto parece claro que la decisión no funcionó.

    Pero hay que dar mayor importancia al hecho de que Ancelotti puso a Ramos en el centro con el propósito de anular a Messi en su zona habitual – tal vez mediante un marcaje individual y jugando más de líbero que de mediocentro –, y que éste efectivamente no aportó nada a su equipo. Con lo poco que hizo, me sorprende leer arriba que con sólo situar a Messi en la banda el Tata desarmó el plan de Ancelotti, cuando, si la misión de Ramos era anularlo, lo que Martino hizo, a efectos prácticos, fue más bien conceder el objetivo táctico sin lucha: Ramos no desempeñó su función sólo porque ya no había que desempeñarla. Para que Ramos no le anulase a Messi, el propio Martino lo hizo. Tras una hora de juego, Ramos sale por Illarra, Messi sigue en el campo, y el Madrid es netamente superior. Supongo que exagero, pero ¿cuántos madridistas antes del partido, no habrían querido pagar 60 minutos sin Illarra por 90 sin Messi?

    Como el RM perdió, y Ancelotti planteó un esquema imprevisto, es cómodo establecer un vínculo causal. Pero, aunque en el deporte hay que ser resultadista, en el fútbol los resultados son particularmente azarosos, dado que tantear es tan difícil, y esto siempre debe tenerse en cuenta. Si el zapatazo de Benzema hubiese entrado y el de Alexis no, el resultado sería otro, y mucha gente sería mucho más benévola con Ancelotti. Es más, si Martino se hubiese atrevido a poner a Messi por el centro, el papel de Ramos habría sido sin duda más destacado, incluso aunque el Barça hubiese jugado mejor, y mucha menos gente habría criticado un movimiento táctico que, al final, surtió efecto desde antes de empezar a jugar.

    Respond
  • Abel Rojas 28 octubre, 2013

    @ Adenauer

    Lo que dices tiene muchísimo sentido. Muchísimo.

    Gracias por ofrecer ese punto de vista en el que nadie había caído. Esta noche lo comentaremos en 38 Ecos.

    Respond
  • Adenauer 28 octubre, 2013

    @geryon.

    Vaya, justo te me adelantaste…=/

    Respond
  • Some 28 octubre, 2013

    @ Adenauer, geryon

    Es muy interesante ese punto de vista, y me parece certero. Pero ya puestos a profundizar por ahí también puede admitir otro giro de tuerca: ¿el Messi actual requería de esa adecuación tan marcada para que su partido se limitara a lo que se limitó? Mi premisa es que no.

    Respond
  • @SharkGutierrez 28 octubre, 2013

    Visto el partido por segunda vez, entiendo lo que quiso comentarme Marc por Twitter. Aparte de que Ramos no está formado para el puesto, (ni tiene la experiencia, ni el temple necesario para jugar ahí), la pregunta era "¿a quién marco?"

    Messi en banda, teoricamente, el hueco debía ser ocupado por Cesc, pero Cesc abandonaba la posición: se quedaba un hueco muy grande para poder leer cualquier conducción de Iniesta, que aparecía sobre el sector izquierdo para armar jugada con Neymar. Centrales demasiado expuestos. En ese puesto, se necesitó una conversión del nivel Lahm en el Bayern. Ramos no tiene esa contundencia de mediocentro, porque entre otras cosas, nunca ha tenido que hacerlo. Hacer esto en un clásico, por muy descafeinado (o normal, que dirían los compis de Rondo Blaugrana, que fuera), es un atropello. Pepe hubiese sido una decisión más acertada, pero Pepe (pese a estar muy rápido y fino al corte), no era para jugar allí este partido. Hubiera entendido que Varane jugase más en el centro de la defensa (criterio, velocidad para tapar, más contundencia) y centrar la pareja Ramos-Pepe , que sin estar bien, siguen siendo dominantes.

    Claro que tampoco hubiese alineado a Carvajal de inicio (pese a su buena actuación).

    Respond
  • Luis 28 octubre, 2013

    También influyó la elección de los laterales. Tata buscó el 1×1 por fuera contra Carvajal y Marcelo, no contra Arbeloa y Coentrao. Si hubiera visto la final de Copa del Rey sabría que Messi contra Marcelo tiene problemas( y un pique de aquella). Pero le pilló la espalda una vez y normalmente va dentro. Knock out.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.