Un lateral derecho que controla


Fernando Pacheco, Theo Hernández y Marcos Llorente, por jóvenes, y Víctor Laguardia y Deyverson Silva, por carismáticos, son los nombres propios que suelen copar las reseñas cuando se habla del Deportivo Alavés. En cambio, no se presta tanta atención a un futbolista que es clave, que está sobresaliendo y que sigue siendo un crío: el lateral derecho Kiko Femenía.

Para Mauricio Pellegrino, Kiko Femenía es, con Marcos Llorente, el principio de estabilidad del sistema. El segundo hombre que más entra en juego -tras el mediocentro- y quien mayor porcentaje de acierto en el pase promedia -también tras el pivote-, favoreciendo una polarización hacia su zona que luego desemboca en el aclarado en el otro lado que el potentísimo Theo Hernández aprovecha para marcar diferencias. Femenía impulsa la estructura y el plan de juego.

Femenía es un jugador muy seguro tanto atrás como adelante.

Pero donde Kiko Femenía alcanza una relevancia incluso superior es en la definición de la identidad futbolística del equipo. Quien destacase empleándose como extremo agitador en aquel lejano Hércules de Farinós, Drenthe y Trezeguet se está desempeñando como un defensor que no comete errores y como un hombre troncal en salida de balón -por lo tanto asiduo a manejar la pelota en zonas comprometidas- que no toma nunca una decisión mala. Femenía representa la seguridad que transmite el Alavés como conjunto.

Quizá podría estar sirviendo centros más interesantes al área.

En términos negativos, apenas cabría criticar la baja producción de asistencias que lleva hasta la fecha. Sólo ha repartido un pase de gol y la cifra es consecuente, ya que su ratio de servicios que terminan en remate es inferior a 0,5 por encuentro. La suma es muy baja para un jugador que, al estar provisto de regate, como lateral podría causar estragos, aunque, en su descargo, haya que valorar el carácter defensivo del Alavés y que este se trata de un colectivo que mete pocas piezas hacia el área incluso cuando le toca atacar.

Kiko Femenía ha alcanzado la madurez casi plena a sus 25 años y está rindiendo como uno de esos jugadores que en el mercado de verano estarán en la agenda de los equipos que, por presupuesto, aspirar a competir por la ansiada cuarta plaza. La Copa del Rey, si Mendizorroza aguanta el 2-2 cosechado en Riazor en la ida de la eliminatoria contra el Dépor, podría ser su pistoletazo de salida final.

 
 

Foto: Gonzalo Arroyo Moreno/Getty Images


6 comentarios

  • MigQuintana 11 enero, 2017

    Me gusta mucho el papel de Kike Femenía en el Alavés de Pellegrino.

    En mi opinión, es que tiene un poquito de todo lo que es el Alavés. Atrás está sabiendo sufrir sin problemas, es un jugador que suma pases con Llorente y Dani Torres, luego te aporta ese puntito en transición, también incide en el juego de bandas con Edgar… No creo que sea uno de los cinco jugadores más importantes del Alavés, pero eso no quita que sea una pieza de un valor fundamental para este buen equipo.

    Respond
  • Abel Rojas 11 enero, 2017

    "No creo que sea uno de los cinco jugadores más importantes del Alavés"

    Yo creo que sí, ¿eh? Para mi sí lo es.

    Respond
  • MigQuintana 11 enero, 2017

    Fernando Pacheco, Theo Hernández, Marcos Llorente y Deyverson.

    Esos cuatro están claros. Pero es que luego yo diría que Laguardia y Daniel Torres también lo son. Y que Femenía está en el grupo de los Camarasa o Edgar, que también me parecen piezas de cierto valor.

    Respond
  • Fisher 11 enero, 2017

    Lo cierto es que para mi ha sido un grata sorpresa. Después de una carrera complicada donde pasó sin pena ni gloria por filiales de FCB y RM, que esté asentado como lateral derecho me parece asombroso y un producto de Pellegrino.

    Respond
  • Abel Rojas 11 enero, 2017

    @ Fisher

    Y sin conceder en defensa.

    Respond
  • El_trequartista 11 enero, 2017

    A mi me ha sorprendido que esté siendo fiable como lateral en defensa de 4. Antes de esta temporada lo veía como muy buen carrilero o un extremo correcto, pero ni se me pasaría por la cabeza considerarlo un lateral fiable en un equipo que basa su fortaleza defender. Tras esta temporada me queda claro que es capaz de ejercer ese rol.

    Yo como punto negativo señalaría su baja producción ofensiva en esta temporada. Sobre todo porque me da a mi que tiene cualidades para ser más productivo. Si mal no recuerdo, el año del Hércules hizo 7-8 asistencias jugando como extremo.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.