Por la puerta grande


Tras un debut mundialista en el que generó ciertas dudas, Australia cambió su plan. Asumiendo ser la ‘cenicienta’ de un grupo complejo en el que sus rivales debían proponer las reglas del juego, demostró que existen formas de tener la iniciativa incluso sin llevarla. Frente a Chile, los australianos parecieron un equipo vulnerable y con ciertos complejos. Sus miedos se manifestaron en forma de repliegue bajo, con líneas muy estrechas para arroparse por dentro y una tímida presión de la línea de 4 que integraba el mediocampo. Sus temores se consumaron ante un correcto ataque chileno. Por eso, para enfrentarse a Holanda, lo esencial era desprenderse de dichos complejos. Se dice que para gustar primero hay que gustarse a sí mismo… Y vaya si lo hicieron.

Australia compitió sin complejos ante los de Louis Van Gaal

Revertiendo su actitud contra los chilenos, la defensa posicional de Australia se edificó sobre la base de emparejar a cada holandés con uno de los suyos. Así, Oar Cahill y Leckie, de izquierda a derecha, se acercaban a losEl pressing de los aussie, muy coordinado tres centrales holandeses para cerrar líneas de pase, al tiempo que McKay y Bresciano tapaban a De Guzmán y De Jong respectivamente. Pese a que en Holanda no es su pareja de mediocentros la que debe llevar el peso de la salida de balón, la marca de Bresciano sobre De Jong ya lo volcaba de forma natural sobre la zona que verdaderamente interesaba, que no era otra que la de Daley Blind. Con Leckie y el propio Bresciano moviéndose por su zona y un buen McGowan encimando, Blind -por méritos el mediocentro en funciones de esta Holanda- no podía recibir. Y al cambiar de orientación, los chicos de Van Gaal se encontraban ante la misma encrucijada: una simétrica presión rival que también invalidaba a Janmaat para sacarlos del embrollo.

Como nada es perfecto, era de esperar que el sistema creado por Postecoglou para frenar a Holanda tuviera algún defecto. Sin duda, su debilidad más manifiesta estaba en la espalda de Jedinak, que al buscar a Sneijder en el apoyo, dejaba expuesta a la línea defensiva. Ese espacio, con el lateral también proyectado, llevaba el nombre de Arjen Robben. Y aunque en los primeros 45 minutos sólo ocurriera una vez, esa vez puso el marcador 0-1 a favor de los holandeses.

Los australianos se mostraron muy inspirados a la hora de atacar

Pero los australianos, lejos de arrugarse, respondieron con sus mejores minutos con balón de lo que llevan de torneo. Al frente de los mismos, un grandísimo Bresciano. Tras un discreto inicio de partido trabajando el apoyo en banda derecha, el veterano mediapunta advirtió que a Leckie no había que agobiarlo, sino darle aire. Juntando en carril izquierdo con Oar, McKay y las incorporaciones del lateral Davidson, no sólo le dio a Australia un punto de pausa para alargar las posesiones y prolongar un satisfactorio 1-1, sino que generó un aclarado en la derecha que aprovechó Leckie rompiendo a la espalda de Blind e Indi. Este Leckie tiene un desborde buenísimo, pero la capacidad de la segunda línea australiana para pisar área en el pase atrás lo hace aún mejor.

Louis Van Gaal cambió el sistema antes al regreso de vestuarios

Para el 2º tiempo era previsible la reacción holandesa, y esta llegó con el tránsito del 5-3-2 al 4-3-3 y la entrada de Depay. Su presencia fijó al lateral australiano, que ya no podía volar hacia Blind, y Holanda comenzó a hacerse fuerte con sus hombres de banda izquierda. A estos dos se sumaba Sneijder para triangular y asentarse arriba. Dichas ventajas se tradujeron en un Van Persie más cómodo en la zona de remate, pero la delantera que seguía brillando y desprendiendo un carisma especial estaba en el área contraria.

Con Leckie a banda cambiada para encarar y meterse en el área y un Tim Cahill con mucha presencia ofensiva aguardando en la misma, Australia demostró tener unos atacantes capaces de generar cosas incluso cuando los kilómetros pesan y el equipo ya no acompaña. Cosas tangibles, como un 2-1 que al final no fue tal, y cosas intangibles, como optimismo e ilusión. Quizás por esto da pena que se nos vayan tan pronto. Aunque, si tenían que irse, mejor que haya sido así: por la puerta grande.


14 comentarios

  • @cordobeh 19 junio, 2014

    Que Sneijder se fuera a Turquía me sigue extrañando tanto como cuando lo hizo Rijkaard. Ahora sonarán los típicos rumores para el United obviamente, pero un buen puñado de proyectos top pedían -y piden- a gritos a este hombre organizándoles el ataque. Otra cosa a pensar tras los dos partidos oranje es cuántas Premier ganarian el duo VP-Roben, porque si los goles del primero ya te dan la mitad del trofeo, el otro está en el mejor momento de su vida (temporada de club que más partidos, goles y asistencias de su carrera, y con la nacional no se queda atrás). Ay, la manía de retirar a los jugadores al cumplir 30 años.

    Salvo que pierdan vs Chile tendrán los cruces que dibujábamos para España (Croacia tiene que ganar a México para pasar, da igual el número de goles con el que lo haga, y no están jugando para conseguirlo).

    Respond
  • @migquintana 19 junio, 2014

    @cordobeh

    Se fue demasiado pronto, pero yo a Sneijder desde que acabó la Eurocopa 2012 le he visto un poco pocho. Él es un jugador que destacaba por su agilidad, por su velocidad en el juego, su actividad en el campo… y ya no lo hace. Sigue teniendo su tremenda bota derecha y ha mejorado en la lectura del juego, pero creo que su tren pasó. Una cosa muy diferente a Arjen Robben, por cierto.

    Respond
  • killorojillo 19 junio, 2014

    No se qué me sorprendió más de Depay (jugador que no conocía en absoluto): Su desborde o su edad.

    ¡Qué escándalo de jugador! El solito desmontaba toda la defensa australina

    Respond
  • @Juantelar 19 junio, 2014

    Fue un partido muy bonito y entretenido. Y repleto de golazos, con Cahill llevándose el premio en ese aspecto. Su volea es mítica.
    Me perdí el primer partido de Australia y tenía ganas de verles para comprobar los cambios sufridos en la selección con la llegada de Postecoglou. Y fue una agradable sorpresa ver que sí, esta Australia es más atrevida, más competitiva y con más jugadores de talento. Se pueden ir con la cabeza bien alta, y seguramente ganándose el respeto y simpatía de muchos aficionados.

    Respond
  • Jürgen 19 junio, 2014

    Me sorprendió que ayer en 38 ecos no destacarais la segunda parte de Depay, todo el peligro de los Países Bajos pasó por su banda y volvió loca a la defensa australiana, amén de que acabó con gol y asistencia; recurso interesante para abrir partidos contra selecciones cerradas o jugar al contragolpe

    Respond
  • @cordobeh 19 junio, 2014

    Quintana

    Voy recopilando los informes del esfuerzo físico de cada partido para cuando termine la primera fase la semana que viene, y creía que estaba más seco, pero no … ojo al último mundial del triángulo tulipán.

    Respond
  • Abel Rojas 19 junio, 2014

    @ Jürgen

    A mí no me encantó tanto, la verdad… Es verdad que participó en las dos jugadas decisivas, pero no me pareció que cambiase el partido. No sé, no me fascinó. Espero que sí lo haga en los próximos partidos.

    @ Cordobeh

    La verdad es que Robben en su plenitud y madurez en la Premier League hubiera causado auténticos destrozos y decidido títulos, sí. Es un futbolista muy apropiado.

    Sobre lo de Sneijder, yo lo sigo viendo bastante regulero, macho.

    Respond
  • Abel Rojas 19 junio, 2014

    @ Juantelar

    Mola mucho el equipo.

    Marc está enamorado ^^

    Respond
  • @DavidLeonRon 19 junio, 2014

    @killorojillo

    No sé si Depay hizo tanto como dices pero para mí sí que ordenó el ataque holandés. Creo que lo elogiamos poco anoche en 38 Ecos, como bien dice @Jurgen. Para mí aportó. Me recordó a la salida de Mertens en Bélgica, que poner un hombre abierto supuso aclarar el juego en gran medida.

    Respond
  • @DavidLeonRon 19 junio, 2014

    Por cierto, a lo mejor exagero, pero veo a Robben más rápido que nunca. En serio, no es normal el punto físico con el que está, ¿eh? Llega a los balones divididos antes que nadie, su explosividad es total. Y tiene 30 tacos.

    Respond
  • @cordobeh 19 junio, 2014

    vs España: 64 sprints y velocidad máxima de 31 km/h. Distancia recorrida 10,3 km -> 3.7 con posesión para Países Bajos, idem sin.
    % de tiempo en actividad baja/media/alta = 85/5/10% (empatado con VP en baja)

    vs Australia: 54 sprints y velocidad máxima de 28,7. Distancia recorrida 10,8 km -> 4,4 cuando posesión y 3,5 sin.
    % de tiempo en actividad baja/media/alta = 83/7/10% (el que más en baja, elige muy bien cuando clavar el aguijón-recuperar = madurez). Ayer Vidal subió a 66 el record de Robben. La verdad es que la FIFA se ha portado este torneo.

    Va a estar interesante el duelo de la tercera jornada por el primer puesto sin Van Persie en el once. Con el tema de amarillas debe estar en pánico Brasil, ya que Neymar tiene una (como Thiago Silva, Luiz Gustavo, Vidal, Pogba, Sterling entre otros) y se limpian tras los cuartos de final las acumuladas. Una norma pésima.

    Respond
  • @Nerea_Zusberro 19 junio, 2014

    @Jurgën y @DavidLeonRon

    Coincido con ambos. Lo señalo en el texto porque en la 2º parte con su entrada Holanda sí que adelanta metros. Depay le ofrece un hombre abierto y fijo al que buscar en desplazamiento largo y sobre todo limpia mucho la presión australiana en ese sector. Con él en el campo, todos estuvieron mucho más cómodos y en en el área australiana comenzaron a pasar cosas de forma más o menos continuada. Aunque sí que es cierto que su impacto hubiera sido mayor si Leckie no hubiera continuado con su show, esta vez a banda cambiada, y la tripleta atacante no hubiera transmitido tanto. En la 2ª parte es aún más meritorio que la primera porque los tres de arriba estaban totalmente solos. En los primeros 45' Bresciano había sido quien orquestó todo, y sin él Australia siguió pisando área. Tremendo lo de este equipo, a mí no me extraña que Marc esté enamorado.

    Respond
  • javimgol 19 junio, 2014

    Me encantó Australia. Creo que fue superior la primera parte y en la segunda como mínimo estuvo a la altura, pese a que Depay renovara a Holanda. Como titula Nerea, se fueron por la puerta grande y dejando muy buenas sensaciones. Si el fútbol fuera justo, que no lo es, deberían rascar puntos contra España.

    Respond
  • Observer 19 junio, 2014

    Holanda se va a enfrentar en algún momento a un equipo con un portero de verdad que no regale goles y a un arbitro que sancione las agresiones con roja, y les va a pasar lo que a los azucarillos en el café.

    Respond

¿Qué opinas?

Ecosdelbalon.com - - Política de Cookies.